Huesca

huesca

La cuarta avería del canfranero en un mes deja tirados a 7 viajeros durante 3 horas

Crefco se confiesa "incapaz" de contabilizar los incidentes de los 'tamagotchis' y pregunta a la DGA y al Fomento si pueden seguir funcionando hasta que lleguen los nuevos trenes "dentro de tres años o más".

Los pasajeros tuvieron que hacer trasbordo en autobús el día 22 para continuar viaje desde Ayerbe.
Los pasajeros tuvieron que hacer trasbordo en autobús el día 22 para continuar viaje desde Ayerbe.
Rafael Gobantes

El canfranero sufrió este martes un nueva avería, la cuarta en poco más de un mes, que dejó a los 7 viajeros que iban desde Zaragoza a Canfranc tirados durante más de tres horas en Ayerbe. El 22 de julio, otros 21 pasajeros estuvieron 3 horas parados cerca de Riglos por otra avería hasta que llegó un tren para remocarles a Ayerbe y desde allí continuar en autobuses; un día antes hubo una incidencia similar en Zuera con otra quincena de afectados; y el 29 de junio, once pasajeros llegaron a la estación internacional a pie tras viajar cinco horas sin aire acondicionado, cambiar de tren en Sabiñánigo por una incidencia y sufrir otra avería cerca de Canfranc .

Según ha denunciado la Coordinadora para la reapertura de la línea Canfranc-Oloron (Crefco), la compañía informó a través de las redes sociales el martes de que el tren regional Zaragoza-Canfranc de la tarde se quedó parado por una "avería técnica en su composición" en Ayerbe, donde tenía prevista su llegada a las 17.33. Sin embargo, más de dos horas después, a las 19.50, el convoy seguía parado por lo que Renfe anunció la llegada de una 'composición de socorro' para las 20.15, media hora después de la hora en la que teóricamente tendría que haber llegado a Canfranc (19.42). 

Finalmente, Renfe estableció a las 20.40 un plan de transporte por carretera para que los pasajeros afectados por la avería del tren que subía hacia Canfranc continuaran su viaje en autobús, más rápido que el tren, por lo que acumularon un retraso de 143 minutos, según precisó Renfe.

Como consecuencia de esta incidencia, hubo retrasos en otros dos trenes, según confirmó Renfe. El regional Huesca-Zaragoza (20.30-19.43) salió con una demora de 125 minutos y 15 viajeros, y el Canfranc-Zaragoza (17.53-21.48) llegó a esta última con 76 minutos de retraso ya que se tuvo que transbordar a sus 22 viajeros por carretera entre Sabiñánigo y Zaragoza. Además, al parecer también provocó retrasos en un mercancías que también bajaba de Canfranc.

La coordinadora se confiesa "incapaz" de contabilizar el número de incidentes ocasionados en la línea de Canfranc por averías de los automotores 596, más conocidos como 'tamagotchis, que tienen más de 40 años de antigüedad. "Estamos pensando que será más fácil contar los días en que el servicio se presta con normalidad", denuncian irónicamente.

Ante esta situación, preguntan a la DGA y al Ministerio de Fomento "si es prudente seguir confiando en que estos cacharros pueden seguir funcionando con un mínimo de garantías los tres o más años que, se calcula, tardarán en llegar los nuevos trenes que Renfe tiene previsto comprar, pero que todavía no ha encargado...".

Etiquetas
Comentarios