Despliega el menú
Huesca

huesca

Luis Felipe se ve legitimado para gobernar y Alós esperará a ver si hay pacto PSOE-Cs

El candidato socialista dice que "no se me da mal negociar", pero el PP también intentará un acuerdo con Ciudadanos. 

Luis Felipe, con miembros de su candidatura, poco después de conocer unos resultados que no le garantizan gobernar.
Luis Felipe, con miembros de su candidatura, poco después de conocer unos resultados que no le garantizan gobernar.
Rafael Gobantes

Luis Felipe (PSOE) ganó pero quizá no gobierne. Ana Alós (PP) perdió, pero a priori tiene más posibilidades. A la inversa que hace cuatro años. Anoche, donde más se celebraba el triunfo no era precisamente en la sede socialista. No obstante, Felipe valoró positivamente el resultado por el aumento de concejales (de 8 a 10) y de votos (+2.255) con un porcentaje (33%) "de los más altos del PSOE en los ayuntamientos de Aragón". Por ello, cree tener "legitimidad" para intentar formar gobierno. Y aunque está a expensas de las demás formaciones, dejó claro que su apuesta será "mantener la centralidad política en la ciudad".

Pese a no poder sumar mayoría con la izquierda, el candidato socialista confía en poder repetir como alcalde "porque hace cuatro años llegamos a formar gobierno con ocho concejales y hemos conseguido aprobar unos presupuestos con diez, lo que demuestra que no se nos da mal negociar". Las negociaciones, no obstante, dependerán también de los tiempos del partido en Aragón. Con todo, ya adelantó que con PP y VOX "no tiene sentido que hable".

Ana Alós fue segunda pero saborea las mieles de la victoria. Sus resultados son "moderadamente positivos", con escasa pérdida de votos (-123) y porcentaje (-1,14%) respecto a 2015, cuando ganó, pese a que ahora había "un panorama político mucho más complejo". "Todo está abierto", dijo. "Veremos si hay pactos entre PSOE y Cs y si no, intentaremos un acuerdo con Ciudadanos. A ver hacia donde se posiciona, porque tiene la llave", explicó. "No descarto nada", aclaró, ni siquiera un pacto a la andaluza con Vox. "Yo, con quien me voy a sentar es con Ciudadanos y a partir de ahí veremos hasta dónde podemos llegar. Si hay un acuerdo PP-Cs preguntaremos qué van a hacer ellos", dijo en alusión a Vox, que con un edil sumaría los 13 de la mayoría absoluta.

Ciudadanos: "No toca hablar de pactos todavía"

José Luis Cadena ha aupado a Cs hasta la tercera fuerza municipal y gana un concejal. Aseguró estar "muy contento" porque el partido "sigue creciendo" y cree que es la recompensa al trabajo que han realizado "por el interés general". Aunque todo apunta a que serán la clave del futuro gobierno, insistió en que "no toca hablar de pactos todavía". "Haremos lo que sea mejor para los vecinos de Huesca con una política útil y responsable". Con todo, también admitió que tienen "grandes expectativas".

Con Huesca: "Parece que no habrá mayoría progresista"

Pilar Novales, que hasta hace unos meses militó en IU, volverá a ser concejala, al frente de una nueva formación, Con Huesca Podemos Equo (2 ediles), que obtuvo más de un 8% de los votos. Sin embargo, para ella no era una noche de plena satisfacción, ya que lo más probable es que pase a las filas de la oposición. "Las distintas combinaciones apuntan a que no habrá mayoría progresista", declaró Novales, ya que el PP puede hacer un pacto a la andaluza o el PSOE gobernar con Cs.

Vox: "No vamos a ser la comparsa de nadie"

Vox estará representado con Antonio Laborda, exultante "porque el trabajo que hemos desarrollado durante estos meses ha tenido su recompensa", dijo. De cara a futuros pactos, señaló que era "pronto" para hacer valoraciones pero avisó de que "no vamos a ser la comparsa de nadie porque nuestra ideología se tiene que respetar". Aun así, también aseguró que su aportación "va a ser positiva para Huesca" y que no tienen líneas rojas. "Estamos abiertos a hablar con cualquiera", subrayó. 

Cambiar Huesca: "La división da el gobierno a la derecha"

Con un 4,4% de los sufragios, Cambiar Huesca no alcanzó el mínimo necesario para tener representación y perdió los tres ediles de 2015, a falta de 133 votos. "La división de la izquierda ha dado el gobierno a la derecha", lamentó Jesus Pérez Navasa, número dos de la lista, que planteó una profunda reflexión, "y no solo en Huesca, porque se ha visto también en Zaragoza, en Aragón y en otros sitios". "En el futuro debemos tener presente que es necesario buscar lugares de encuentro".

PAR: "Me preocupan los bloques enfrentados"

Fernando Carrera reconoció los malos resultados "porque esperábamos volver al Ayuntamiento". Aun así, quiso dar las gracias a los oscenses que le habían dado su apoyo "porque el PAR sigue siendo una fuerza arraigada en Huesca". Respecto al nuevo Consistorio, se mostró "preocupado" porque teme que se mantenga la política de "bloques enfrentados" del último mandato. En este sentido, espera que los partidos trabajen "con la máxima unión, consenso y estabilidad". 

CHA: "Hubiéramos aportado a la izquierda"

La candidata de Chunta lamentó que su formación no pueda volver al Ayuntamiento de Huesca, donde estuvo hasta 2015, cuando tenía dos concejales. Ha sido la última fuerza con un 3,4% de los votos (803). "Con Chunta en el Ayuntamiento hubiéramos conseguido un gobierno de izquierdas, que ahora va a estar bastante complicado. La gente ha decidido lo que quería y esto es lo que hay", declaró Sonia Alastruey. Valoró que la izquierda estaba fragmentada, "pero la derecha también".

Etiquetas
Comentarios