Huesca

accidente mortal de un menor en guara

"El barranco era muy peligroso porque llevaba mucha agua, y más con niños"

El jefe del Greim en Aragón recomienda extremar las  precauciones. El 28% de los barranquistas de Guara tienen menos de 18 años.

Imágenes captadas por los medidores en el Proyecto Inturpir en Orós Bajo

El barranco Oscuros del Balcés, donde ha perdido la vida un niño de 12 años este fin de semana, llevaba mucha agua. Tanta que los especialistas de montaña de la Guardia Civil accedieron a la zona donde pensaban que estaba el cuerpo en helicóptero para evitar en lo posible moverse por el barranco. “Llevaba un caudal bastante elevado”, ha afirmado Santiago Gómez, jefe del Greim en Aragón y Navarra, que ha dado detalles de las dificultades del rescate, al tiempo que hace un llamamiento a la prudencia a los barranquistas.

Tras las intensas lluvias de esta semana, los Oscuros del Balcés no es el único que baja con mucha agua. Casi todos los barrancos del Pirineo y el Prepirineo han visto incrementarse su caudal, como muestran las imágenes de este vídeo tomadas el pasado viernes en Os Lucas, en Biescas.  De hecho muchos guias han suspendido actividades por esta causa.

Según el teniente Gómez, durante la noche del sábado al domingo fue imposible progresar por el barranco por la oscuridad y la fuerza del agua. “Resultaba muy peligroso, no sabíamos con exactitud donde estaba y nos tuvimos que ir”, hasta que en la mañana de este domingo se ha reanudado la búsqueda. “Hemos tardado muchísimo en acceder al lugar”. Además, el hecho de que ningún miembro del grupo hablara español ha dificultado tener información precisa de lo que sucedió. El atestado del Greim, que tiene funciones de Policía Judicial, concretará si hubo alguna acción imprudente dadas las condiciones del barranco y cuando se determine si el grupo iba guiado.

Santiago Gómez ha advertido que “con menores y más de esas edad, hay que extremar las precauciones, y ante la duda renunciar a la actividad”. En esta época, ha recordado, se producen tormentas fuertes. “Siempre hay que mirar el caudal que lleva el barranco el día que se va a hacer y si está un poco alto, hay que darse la vuelta y saber renunciar. Con menores de esa edad igual hay que hacer barrancos más sencillos o esperar a otro día, porque siempre estarán ahí”.

El teniente Santiago Gómez, jefe del Greim en Aragón y Navarra.
El teniente Santiago Gómez, jefe del Greim en Aragón y Navarra.
Rafael Gobantes

En cuanto a la dificultad de este descenso, el teniente Gómez opina que depende de las condiciones. “Es un barranco que se hace mucho, y tenemos muchos rescates ahí, pero en todos puede haber un accidente porque hay saltos, caen piedras, hay pozas a veces con más agua, otras con menos... No están igual de un año para otro. Al final depende mucho de las condiciones del día que se va a hacer". Y ha añadido: "Es importantísimo informarse en la zona, preguntar a la gente que está allí todos los días. Los guías de Guara siempre saben cómo están los barrancos. A veces hace buen día, pero si el día anterior ha habido una tormenta muy fuerte en la cuenca de ese barranco aguas arriba, eso hace que baje muy fuerte”.

Por otra parte, el responsable de los Greim de Aragón apuesta por que estos consejos pudieran llegar a Francia, ya que la mayoría de los barranquistas que se acercan a la sierra de Guara proceden de ese país. En concreto, un estudio realizado por la campaña Montaña Segura, en base a unas encuestas fija el porcentaje en el 50%, seguidos de aragoneses y catalanes, que son un 13% en cada caso.  

El 28% son menores

Ese mismo informe, que sondeó el pasado verano a 305 grupos y 2.345 personas en los barrancos del Formiga, Peonera y río Vero, constató que el 75% de esos grupos iban con un guía, un porcentaje muy superior al registrado en los años 2006-2010, que rondaba el 50%. En cuanto al perfil de los entrevistados, llama la atención que los menores de edad representaran el 28%, siendo el rango de edad predominante, y es que es un deporte que se realiza sobre todo en familia y con una importante presencia de grupos de escolares. 

Por otra parte, la importancia de tener información detallada sobre el caudal para practicar el barranquismo en condiciones más seguras ha llevado a instalar cámaras y medidores de vigilancia en los más turísticos de los Pirineos y la sierra de Guara. El proyecto está promovido por la Asociación Europea de Cooperación Territorial Espacio Portalet, formada por el Gobierno de Aragón y el departamento francés de Pirineos Atlánticos, y cuenta con la colaboración de las federaciones de Montaña y Espeleología de las dos vertientes.

En Huesca, los medidores y cámaras se han instalado en el Formiga y el Vero, en la sierra de Guara; Fago y Aguaré, en la zona de la Jacetania; Aigueta de Barbaruens y Liri, en la Ribagorza; Viandico y Mirabal, en Sobrarbe; y Os Lucas y Gorgol, en el Alto Gállego.

Etiquetas
Comentarios