Huesca

ruta senderista entre aragón y cataluña

Abierto el puente colgante de Montrebei

La pasarela peatonal llevaba cerrada desde noviembre, al detectar la caída de varios tornillos que sujetaban la plataforma.

Los primeros senderistas ya han podido pasar por el puente.
Los primeros senderistas ya han podido pasar por el puente.
Refugio de Montfalcó

El puente colgante de Montfalcó, que une las riberas aragonesa y catalana del Noguera-Ribagorzana, una de las rutas senderistas más populares de ambas Comunidades, ya vuelve a estar operativo. Han pasado cinco meses desde su cierre por problemas de seguridad y, aunque oficialmente no se ha hecho efectiva la entrega de la obra, se decidió permitir el paso de los viandantes una vez finalizados los trabajos el pasado jueves.

La apertura del puente permite realizar todo el recorrido desde las pasarelas de Montfalcó, en Aragón, a Montrebei, en Cataluña. La Comarca de La Ribagorza ha insistido en recomendar prudencia a la hora de usarlo, aunque reconoce que, tras la difusión en las redes sociales de la noticia de la finalización de la reparación y habida cuenta de que muchos los caminantes se saltaban la prohibición de paso, no tiene sentido mantener el cierre.

La empresa Prames ha sido la responsable de la reparación y rehabilitación integral de este puente colgante de 36 m que salva el río. Fue en noviembre cuando se detectó la caída de varios tornillos que sujetaban la plataforma al resto de la estructura. Los trabajos, con un presupuesto cercano a los 50.000 euros, se han centrado tanto en la solución de este problema como en la mejora de los mecanismos de anclaje y sustentación, la revisión de las sirgas, el cambio de las péndulas de las que cuelga el tablero, que se han sustituido por un sistema articulado que favorece el aspecto dinámico del puente, o la recalibración de los tensores. El coste ha sido sufragado por las comarcas de Ribagorza y Pallars Jussà con el apoyo de las diputaciones de Huesca y Lérida.

Pese a los problemas detectados, en ningún momento existió un peligro de colapso. No obstante, se constató que era urgente actuar para solventar las deficiencias, motivadas en buena medida por la presión de los miles de usuarios que soporta, y el mal uso, ya que algunos excursionistas lo hacían balancear.

Este camino natural se ha convertido en un importantísimo factor de promoción turística, económica y social para las localidades vecinas de las dos riberas del Noguera-Ribagorzana. Desde su inauguración en 2013, ha demostrado un enorme poder de convocatoria atrayendo a miles de visitantes que han reactivado la economía de la zona.

Por eso, el cierre del puente el pasado mes de noviembre supuso una muy mala noticia, bien que mitigada por el hecho de que este cierre se produjera en la época invernal en que disminuye sensiblemente el número de visitantes.

El camino natural de Montfalcó al congosto de Montrebei tiene un itinerario lineal de 4 kilómetros de longitud. Se adentra en una de las zonas más atractivas del valle del río Noguera-Ribagorzana, frontera natural entre Aragón y Cataluña, a su paso por la sierra del Montsec para conectar, ya en la provincia de Lérida, con el sendero histórico de gran recorrido GR-1, en el tramo entre el Vall d'Ager y Puente de Montañana.

Hay dos pasarelas peatonales en la parte aragonesa, que suponen el tramo más espectacular del recorrido. Una, de 83 metros de longitud, permite ascender unos 33 metros en vertical; la otra, con un desarrollo de 62 metros en horizontal, cuenta con un desnivel en roca de unos 50 metros. Para salvar el río, en la cola del embalse de Canelles, se construyó el puente colgante objeto de la actual actuación, sujetado por dos pórticos metálicos, uno en la orilla aragonesa y otro en la catalana.  

Etiquetas
Comentarios