Despliega el menú
Huesca

Huesca

Nuevo intento para contratar la limpieza viaria 20 meses después de anularse la remunicipalización

El Ayuntamiento de Huesca iniciará el segundo expediente de licitación. El Tacpa  invalidó la última adjudicación y declaró desierto el concurso.

El concejal de Aragón Sí Puede Fernando Justes durante una de sus intervenciones de ayer.
El concejal de Aragón Sí Puede Fernando Justes durante una de sus intervenciones de ayer
Pablo Segura

Quedan apenas dos meses para que termine el mandato pero el Ayuntamiento de Huesca va a intentarlo de nuevo. El pleno ha aprobado este miércoles iniciar por segunda vez el expediente de contratación para adjudicar la limpieza viaria, 20 meses después de que el Tacpa (Tribunal Administrativo de Contratos Públicos de Aragón) anulara la remunicipalización del servicio, que desde el 1 de julio de 2017 presta la empresa pública Grhusa. La recuperación de esta contrata estaba en el pacto de gobierno que el PSOE firmó con Cambiar y Aragón Sí Puede en 2015. Será la próxima corporación la que continúe con el proceso, o no. En todo caso, le corresponderá la adjudicación del nuevo contrato.

La abstención del PP, que fue el grupo que recurrió ese traspaso, ha permitido que saliera adelante la propuesta del alcalde, el socialista Luis Felipe, de iniciar ya el proceso para licitar cuanto antes el servicio. Este decisión de Alcaldía se ha añadido como enmienda al dictamen de la comisión de Medio Ambiente por el que se asumía el último acuerdo del Tacpa, adoptado el pasado día 13 y que obliga a declarar desierto el concurso de la limpieza viaria.

La gestión de este servicio ha sido el caballo de batalla de este mandato, por parte del gobierno local y de la oposición (PP y Cs). En 2013, los populares privatizaron el servicio. Las condiciones laborales de los contratados y los incumplimientos de la empresa se convirtieron en compromiso electoral de Cambiar, asumido después por sus socios de gobierno. En mayo de 2017, el tripartito aprobó encomendar a Grhusa la gestión del servicio, que así volvía a tener carácter público. El Tacpa anuló este acuerdo solo uno días después de que la limpieza viaria cambiara de manos.

El gobierno local recurrió ante el Tribunal Superior de Justicia de Aragón, que todavía no ha resuelto, pero empezó a preparar una nueva licitación para cumplir el acuerdo del Tacpa. En septiembre de 2018, el servicio se adjudicó a una empresa. Pero otra de las que concursaba presentó recurso. Este se estimó y el pasado mes de diciembre, la recurrente fue elegida para realizar la limpieza viaria, pero la primera adjudicataria demandó esa vez. Y así se llegó al 13 de marzo, cuando se anuló definitivamente el concurso. En este tiempo, el gobierno municipal se ha quedado en minoría, tras la expulsión de Cambiar por parte del alcalde.

Este miércoles, el exsocio del PSOE y Aragón Sí Puede rechazó la enmienda del alcalde para agilizar el proceso. De hecho, la portavoz de Cambiar, Carmen García, ha planteado unas horas antes del pleno que «era el momento de concretar la remunicipalización porque Grhusa es un medio propio del Ayuntamiento de Huesca». Ha aprovechado además la coyuntura para señalar «la pasividad del gobierno local» y afirmar que durante este mandato «las únicas políticas de izquierdas» las ha llevado a cabo su grupo.

El concejal de Contratación, Fernando Gállego (PSOE), ha aclarado que Grhusa no es un medio propio del Ayuntamiento y que las circunstancias son hoy las mismas que hace 20 meses. Ha recordado que el pliego del nuevo contrato, como el anterior, incluirá cláusulas para garantizar las condiciones laborales de los empleados.

Aragón Sí Puede, PSOE y Ciudadanos han apoyado el inicio del expediente. Si el PP hubiese votado en contra, como Cambiar, el proceso habría quedado bloqueado (12 a 13), pero los populares han mantenido la abstención de los últimos plenos. Su portavoz, Gerardo Oliván, ha insistido en que la situación en la que está el servicio de limpieza viaria (que sigue presentado Grhusa mediante prórrogas) es «ilegal» y que «supone el mayor fracaso del mandato». También ha solicitado «opinar» en la redacción del pliego. Esta vez, será la Junta de Gobierno la que asuma la tramitación e, incluso, la adjudicación del contrato.

Etiquetas
Comentarios