Huesca

Juan Diego encarna a un coronel "ejemplo de dignidad"

Protagoniza el estreno teatral de 'El coronel no tiene quien le escriba', basada en la novela de García Márquez, que llega a Huesca y Zaragoza

El actor, Juan Diego, se ha trasladado a Huesca para ultimar los ensayos
El actor, Juan Diego, se ha trasladado a Huesca para ultimar los ensayos
Pablo Segura

‘El coronel no tiene quien le escriba’ se estrena este viernes en Huesca (palacio de congresos) y el sábado y el domingo habrá dos funciones en Zaragoza (Teatro de las Esquinas). La obra, basada en la obra de Gabriel García Márquez, adaptada por Natalio Grueso, está dirigida por Carlos Saura y protagonizada por Juan Diego y la aragonesa Cristina de Inza. Narra la vida del coronel, que junto a su esposa enferma, espera desde hace 15 años la llegada de la carta comunicándole la pensión. Malviven alimentando a un gallo de pelea que es su única esperanza de sobrevivir, y su dilema es seguir dando de comer al animal con sus pocos ahorros.

Juan Diego compartía entrevistas con Carlos Saura en el hotel Abba de Huesca, donde se hospedan desde el martes para ensayar la obra en el Palacio de Congresos. Vuelven a coincidir después de trabajar juntos en dos películas: 'El séptimo día', inspirada en los sucesos de Puerto Hurraco, donde dos hermanos asesinaron a nueve personas; y 'La noche oscura', sobre la vida de San Juan de la Cruz. De su personaje, el coronel, destaca su condición de "perdedor", y su pertenencia al colectivo de "aquellos militares liberales" que creían en la democracia al otro lado del Atlántico..

"Los perdedores tienen poca gente que les acune, o que les escriba. Me gustaba mucho tener esa edad del personaje y tener una preciosa historia de amor con mi mujer, y sentir la solidaridad de la compañera, que ayuda y empuja a soportar 15 años de escarnio, de pasar hambre, de vergüenza, de sufrir una injusticia", comenta Juan Diego.

"Me interesaba saber cómo se soporta eso, y una de las salidas es el humor, que sería interesante también tenerlo a la hora de morirse", añade el actor andaluz, para quien el coronel es un ejemplo de "dignidad" y "resistencia" en una sociedad corrupta. Valores, apostilla, muy actuales.

Etiquetas
Comentarios