Despliega el menú
Huesca
Suscríbete

El mosquito tigre, protagonista del curso de entomología de Grañén

La actividad está dirigida por el catedrático Javier Lucientes y de nuevo, ha llenado todas las plazas disponibles en un tiempo récord.

Sampériz y Lucientes durante la presentación de la nueva edición.
El mosquito tigre, protagonista del curso de entomología de Grañén
P.P.A.

El mosquito tigre volverá a ser uno de los temas estrella del XVII Curso de Entomología Sanitaria y Control de Vectores organizado en la localidad de Grañén. La actividad tendrá lugar del 9 al 13 de julio y de nuevo, ha cubierto las 22 plazas ofertadas en un tiempo récord (24 horas).

Durante su presentación, su director y, al mismo tiempo, profesor de Patología Animal de la Universidad de Zaragoza, Javier Lucientes, ha hablado este jueves de las características de esta especie, que se encuentra "en plena expansión, gracias a su habilidad para colarse en los vehículos y avanzar por las grandes vías de comunicación", ha indicado.

En Aragón, hay constancia de su presencia desde el año 2015, cuando fue detectado en Huesca y después, en Monzón. Para controlar su evolución, el Gobierno de Aragón y la Universidad de Zaragoza mantienen un plan de vigilancia en 20 municipios aragoneses.

A lo largo de este tipo, ha sido localizado en otras zonas, siempre relacionadas con los flujos de personas, desde una gran gasolinera en las inmediaciones de Zaragoza hasta el Monasterio de Piedra. En opinión de Lucientes, el futuro está claro y al final, "tendremos mosquito tigre casi por todo Aragón".

Aunque puede actuar como vector de enfermedades como el dengue, la fiebre amarilla o el chikungunya, Javier Lucientes ha realizado un llamamiento a la calma, señalando que el riesgo es mínimo. Ahora bien, ha insistido en la importancia de conocer su radio de acción así como la necesidad de tomar medidas preventivas.

Además de su facilidad para viajar, el mosquito tigre se ve favorecido por un clima cada vez más cálido así como por el crecimiento de las ciudades, ya que tiene predilección por vivir en cascos urbanos. A diferencia de otros mosquitos, su actividad es diurna y además, prefiere picar a los humanos frente a cualquier otro animal. Además, es capaz de traspasar la ropa, pudiendo llegar a ser "muy agresivo y persistente".

El mosquito tigre cuenta con otro factor que favorece su expansión: su capacidad de criar en recipientes con escasa agua, desde el plato de una maceta hasta un vaso o una botella. Por ello, las intensas lluvias de los últimos meses han podido contribuir a su proliferación, justo lo contrario que se espera que ocurra con la mosca negra, ya que las continúas avenidas han ayudado a desplazar la vegetación de ribera en la que suele criar, según ha detallado Lucientes.

Precisamente, la mosca negra, junto a piojos, pulgas o garrapatas forman parte del temario del nuevo curso de entomología organizado en Grañén, en el que, como novedad, flebotomos, transmisores de la leishmaniosis, después de que esta enfermedad haya afectado a unas 800 personas en los últimos años en Madrid.

Clases teóricas y prácticas

Al igual que cada año, el curso combinará clases teóricas y prácticas, utilizando el territorio como un gran laboratorio al aire libre. Dentro de los inscritos, además de estudiantes, cada vez hay un mayor porcentaje de técnicos de empresas de control de plagas, especialmente por los problemas sanitarios, sociales y económicos que acarrean muchas de ellas.

Durante la presentación, Lucientes ha estado acompañado del alcalde de Grañén, Carlos Sampériz, que se ha mostrado satisfecho con la continuidad de esta actividad, que dinamiza y promociona la población.

El curso, único en España, está organizado por la Universidad de Zaragoza con la colaboración de la Comarca de Los Monegros y el Ayuntamiento de Grañén.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión