Despliega el menú
Huesca

El Ministerio pone en jaque el plan para crear un consorcio provincial de bomberos en Huesca

La DPH, que iba a tener adscrito este servicio, no puede crear plazas ni contratar personal externo

Imagen del parque de bomberos de la ciudad de Huesca
Huesca tiene dos autoescalas, una comprada en 2010 y otra con casi 30 años de antigüedad.
Verónica Lacasa

Cuando el Gobierno de Aragón y la Diputación de Huesca habían alcanzado por fin un pacto, después de años de desencuentros, para crear un consorcio provincial de bomberos con una primera inversión de 3 millones de euros al 50%, el Ministerio de Hacienda y Función Pública ha puesto en jaque todo el plan. Y es que ha advertido a la DPH, a la que teóricamente iba a estar adscrito este órgano, de que la Ley de Presupuestos Generales del Estado de 2017 le impide convocar plazas de bombero para aumentar la escasa plantilla de profesionales que hay en todo el Alto Aragón (poco más de 60) y cumplir así los mínimos exigidos por la normativa aragonesa.

Cabe recordar que la última propuesta que puso la Diputación encima de la mesa fue un servicio provincial con cuatro zonas de intervención atendidas por 16 parques (4 principales y 12 de apoyo), 133 profesionales -el doble que ahora- otros 22 a tiempo parcial y 131 voluntarios.

La Ley del Fuego de Aragón impone una dotación mínima diaria en función de si es parque principal (cinco bomberos y un mando), secundario (tres y un mando) o de apoyo (dos) para cumplir el tiempo máximo de respuesta, fijado en 35 minutos.

El consejero de Presidencia, Vicente Guillén, pidió en su día ayuda al PP en el pleno de las Cortes de Aragón para que mediaran con el Gobierno central y se flexibilizaran las limitaciones que imponía para aumentar las plantillas de las administraciones públicas. Y avisó de que el "gran problema" no sería llegar a un acuerdo económico con la DPH y las Comarcas altoaragonesas para sacar adelante el consorcio "sino el día que queramos crear plazas de bomberos".

Solo un 50% de jubilaciones

Un mal presagio que finalmente se ha cumplido ya que en contestación a una petición de información formulada por el área de Recursos Humanos de la Diputación Provincial para saber si un aumento de plantilla para crear ese consorcio vulneraría las limitaciones de la Ley de Presupuestos de 2017, la Dirección General de Función Pública le confirma que "como toda Administración, debe atenerse a la regla general por la cual no se puede proceder a incorporar nuevo personal".

Recuerda que únicamente está autorizada a reponer un 50% de las bajas por jubilación y hasta un 100% de otros sectores "prioritarios o esenciales". En este último apartado estaría incluido el personal de servicios de prevención y extinción de incendios, pero la DPH carece de puestos de esta categoría por lo que no puede incorporar nuevos trabajadores. La posibilidad de liberar plazas por jubilaciones (y siempre al 50%) también está descartada ya que en una plantilla de 237 empleados públicos como la suya se suelen producir entre cinco y seis al año, un número insuficiente para dotar un consorcio.

Además, la Dirección General de Función Pública advierte de que aparte de las limitaciones para incorporar personal, tampoco puede incrementar la masa salarial, que la Diputación Provincial de Huesca ya tiene copada.

A la vista de la respuesta del Ministerio que lidera Cristóbal Montoro, los servicios jurídicos de la Diputación de Huesca han emitido un informe ahondando en las "dificultades legales" para que un futuro consorcio pudiera nombrar funcionarios o contratar personal externo para dotarse de bomberos. "Los efectivos existentes en la provincia no son suficientes para cumplir con las obligaciones de personal impuestas por la normativa aragonesa por lo que necesariamente deben ser ampliadas las plantillas, bien por parte de los distintos servicios, bien por parte del futuro consorcio que pudiera crearse", señala.

Pero, ¿qué fórmulas existen para incorporar nuevo personal que se sume al de las administraciones participantes? Por un lado, la Ley de Presupuestos del Estado de 2017 descarta la opción de poder convocar unas oposiciones; y por otro, la Ley del Fuego de Aragón tampoco deja contratar personal externo, como ocurre por ejemplo en el túnel de Somport, donde una empresa ejerce esta labor. Y es que solo permite que sean empleados públicos o bomberos voluntarios. La normativa aragonesa tampoco contempla utilizar otro tipo de personal que no tenga categoría de bombero, como está sucediendo en algunos parques municipales y comarcales.

La DGA sí podría seleccionar

Por todo ello, el informe jurídico de la Diputación Provincial de Huesca resume que "si precisa de bomberos funcionarios, estos deberían ser seleccionados por una administración consorciada para luego prestar servicio en el consorcio". En las Comarcas, esta posibilidad también es remota dado su escaso tamaño, pero el Gobierno de Aragón sí que tendría más margen para hacerlo.

Etiquetas
Comentarios