Huesca

Los municipios con espacios protegidos recibirán una compensación de 10 euros por hectárea

La medida afecta a 80 ayuntamientos de Aragón. Los del Parque Nacional, con más limitaciones, tendrán un 20% más.

Los municipios con espacios protegidos recibirán una compensación de 10 euros por hectárea
Heraldo

El Gobierno de Aragón compensará a los municipios que tienen espacios protegidos en su territorio con una cantidad fija por hectárea, atendiendo una reivindicación histórica que había cobrado fuerza en los últimos meses. En el borrador de presupuestos de 2017 hay consignada una partida de 2 millones de euros, a repartir entre 80 ayuntamientos con parques, reservas, paisajes protegidos o monumentos naturales.

El consejero de Desarrollo Rural y Sostenibilidad, Joaquín Olona, mantuvo el pasado miércoles una reunión con una comisión de trabajo formada por siete miembros de los patronatos, representantes de usuarios y ayuntamientos. Asistió también la nueva directora general de Sostenibilidad, Pilar Gómez. El encuentro sirvió para avanzar en las cantidades concretas. Se estableció un fijo de 9,8 euros por hectárea en el caso de las 170.000 de la Red de Espacios Naturales Protegidos de Aragón; y 4,9 por las zonas periféricas (80.000 ha), donde también existen limitaciones, pero de menor rango.

La medida permitirá que, por ejemplo, el Ayuntamiento de Benasque ingrese casi 150.000 euros al año por las 15.000 hectáreas de su término municipal en el Parque Posets-Maladeta, más el dinero de la zona periférica. Sería tres veces más de lo que recibe actualmente en subvenciones. Su alcalde, José Ignacio Abadías, recordó que a estas se llega en concurrencia competitiva con cualquier ayuntamiento de Aragón, tenga o no figuras de protección. Aclaró que hace años, con la Reserva Nacional de Caza, germen del Parque, se cobraba un fijo por hectárea, que luego desapareció.

Según Modesto Pascau, presidente del patronato del Parque de Ordesa y Monte Perdido, el departamento de Olona por fin cumplirá con la ley, ya que el decreto refundido de Espacios Naturales de Aragón habla de compensar económicamente a los ayuntamientos por las limitaciones que les afectan, con aportaciones directas y no a través de subvenciones con fines determinados. Valoró positivamente el acuerdo porque se basa en criterios "lógicos y razonables".

Un 20% más para Ordesa

Las dos partes reconocieron las especiales circunstancias del Parque Nacional de Ordesa. Dado que su mayor nivel de protección plantea más exigencias, los 9,8 euros se multiplicarían por 1,2. Así, Bielsa, Fanlo, Puértolas, Tella-Sin y Torla obtendrían un 20% más por hectárea. Este último municipio, con 2.315 ha en el parque y otras 11.028 en zona periférica, podría ingresar en sus arcas más de 90.000 euros al año. También se han establecido medidas para los municipios con poca superficie, que recibirían un mínimo de 1.000 euros.

Según la consejería, el acuerdo "supone un avance que da respuesta a la demanda de los municipios de disponer de una compensación en función de las limitaciones que afectan a las actividades económicas derivadas de la protección".

El malestar de los patronatos del Parque Nacional de Ordesa, los parques naturales de Guara, los Valles Occidentales, Posets-Maladeta y el Moncayo, o los paisajes protegidos de los Pinares de Rodeno y San Juan de la Peña se puso de manifiesto ya el año pasado por la falta de ayudas a los municipios y la escasez de recursos, evidenciada en la contratación de personal. A esto se sumó la "falta de sintonía" con la exdirectora general, Sandra Ortega.

Los alcaldes reclaman desde hace años compensaciones directas por hectárea, más objetivas, ya que las subvenciones están muy condicionadas por Europa, que aporta buena parte de los fondos. El de Hecho, Luis Gutiérrez, miembro también de la comisión que representa a los patronatos, calificó la medida como un paso "definitivo" para reconocer un derecho de los municipios. "Cada uno invertirá el dinero en lo que crea más oportuno para su territorio y según sus prioridades", declaró. Recordó que la existencia de un espacio protegido plantea limitaciones, en la explotación forestal, la actividad ganadera o el uso público.

Más parte en la gestión

También se habló de los cambios en la gestión para dar más participación a los territorios y a los usuarios a través de comisiones directivas en cada espacio protegido. Aunque están representados en los patronatos, estos son meros órganos consultivos mientras las decisiones las toman los técnicos del departamento. "Es lógico que se atienda la conservación, pero sin olvidar el uso público", manifestó el alcalde de Hecho.

Etiquetas