Despliega el menú
Huesca

El barrio de Mª Auxiliadora denuncia el “desolador” estado del cauce del Isuela

Llaman la atención sobre la presencia de basura, ramas rotas y algas en la ribera.

El barrio de Mª Auxiliadora denuncia el “desolador” estado del cauce del Isuela
El barrio de Mª Auxiliadora denuncia el “desolador” estado del cauce del Isuela
Heraldo.es

La asociación de vecinos del barrio de María Auxiliadora continúa con su cruzada para mejorar las infraestructuras y servicios de esta parte de la ciudad. En esta ocasión han centrado el motivo de su protesta en el cauce del río Isuela una vez pasado el puente de San Miguel, espacio que además sirve como una de las puertas de entrada y salida a la ciudad.

Las reivindicaciones surgen en un momento en el que la junta vecinal se encuentra recopilando datos del barrio con el fin “de divulgar y dar a conocer zonas emblemáticas, arquitectónicas, naturales y sociales” del mismo, con el fin de elaborar un folleto turístico-ambiental que se complementaría con visitas guiadas. Como aseguran, el aspecto del río oscense que se contempla desde este barrio es “desolador”.

“Es una petición que venimos realizando desde que produjeron las crecidas de 2012”, explica Carmen García, vocal de la asociación de vecinos. Hablan así de bancos en mal estado, vallas rotas que hacen el recorrido “muy peligroso”, basura en las orillas y dentro del agua, restos de las crecidas que aún permanecen o telas protectoras del suelo levantadas. “La zona está destrozada, no se ha arreglado desde la última riada y es además muy transitada”, recuerda la portavoz vecinal. Han detectado además la presencia de transeúntes que acampan en la zona, para quienes también puede suponer una situación de peligro. “Algunos vecinos nos han comentado incluso que se han asustado por la caída de ramas de árboles en el parque de San Miguel”, añade.

Aseguran que la zona cuenta con un importante patrimonio natural, con especies animales y vegetales de ribera “de gran valor”, aunque “desaparecidas aguas abajo en la cementación del cauce”. Por todo ello han pedido al Ayuntamiento de Huesca que solicite a la CHE una intervención en la zona ya que se trata, en su opinión, “de un paraje turístico apenas explotado por la ciudad”. “Se trata de un patrimonio natural importante y desconocido por muchos, y que se encuentra en proceso de degradadación. El agua está llena de algas, falta oxígeno y sin embargo, en la margen izquierda se puede encontrar una gran cantidad de especies arbóreas”, subraya García.-

Etiquetas