Despliega el menú
Huesca
Suscríbete

MOVILIDAD en huesca

Veintiún conductores han solicitado ya la tarjeta de acceso a la plaza de López Allué

Las pruebas del nuevo bolardo automático se iniciaron ayer y durarán hasta el día 11.

Una furgoneta espera a que se baje el bolardo para poder acceder a la plaza de Luis López Allué.
Veintiún conductores han solicitado ya la tarjeta de acceso a la plaza de López Allué
JAVIER BLASCO

El proceso de peatonalización de la zona centro sigue el programa trazado por el Ayuntamiento de Huesca, que ayer dio un paso más con el inicio de la fase de pruebas del nuevo sistema de acceso a la plaza de Luis López Allué, que se prolongará durante 15 días. De momento, 21 vecinos y comerciantes han solicitado ya la autorización para poder entrar en la plaza con una tarjeta a partir del próximo 11 de septiembre.

 

"Estos días servirán para que los que se desplazan en automóvil se hagan a la idea del cambio que va a sufrir la plaza próximamente", señaló Gerardo Oliván, concejal de Movilidad. "De esta forma, también tendremos tiempo para estudiar la forma de mejorar el sistema de control, como por ejemplo señalizar la localización del bolardo para que se pueda ver desde más distancia", dijo.

 

Y es que en esta primera jornada de pruebas, el principal problema fue que muchos coches no se dieron cuenta de la presencia del bolardo (baja cada vez que se acerca un automóvil), con el consiguiente riesgo de choque. "Seguramente es por la falta de hábito de estar pendientes del nuevo semáforo que marca el momento para pasar", comentó Oliván.

 

De momento, ya se están pensando soluciones como la colocación de una banda rugosa que marque claramente cuál es el lugar apropiado para detener el vehículo. "De todas formas, el conductor ya debería entrar con más cuidado en la zona, puesto que ya se han colocado dos señales, una en el Coso y otra en la calle de Moya, para anunciar que se trata de una calle peatonal a la que tienen acceso únicamente los vehículos con autorización", subrayó el concejal de Movilidad. "De hecho, en realidad los automóviles ya no deberían circular por la zona, aunque aún estamos en período de prueba", recordó.

 

Los propios agentes de la Policía Local informaron ayer a muchos conductores que no sabían que se iba a cortar la calle o que desconocían que se había iniciado un tiempo de prueba.

 

El plazo para solicitar las tarjetas de acceso sigue abierto. En concreto, tendrán derecho a pasar por la plaza los residentes con plaza de garaje en propiedad, personas con movilidad reducida, comerciantes y hosteleros de la zona, los taxistas, las ambulancias, los bomberos y la Policía.

 

El día 12 de septiembre se hará efectivo finalmente el cierre al tráfico de la vía. Entonces solo se podrá acceder con esta tarjeta de acceso, aunque de 8.00 a 11.00 el bolardo estará bajado para facilitar la carga y descarga.

 

Inicio de obras de San Antonio

Por otra parte, hoy comenzará la fase previa de las obras de construcción del futuro parquin de la plaza de San Antonio, que tendrá 290 plazas. Durante los primeros dos meses (el proyecto tiene un plazo de ejecución de 2 años), los operarios trabajarán en el desvío de redes de agua y alcantarillado, iluminación y gas para comenzar a continuación con las labores de excavación.

 

Estos primeros trabajos conllevarán una compleja reordenación del tráfico de la zona, sobre todo con el cambio de sentido en la calle de Roldán.

Etiquetas