Despliega el menú
Huesca
Suscríbete

ERAN COMPAÑEROS DE PISO

Ingresa en prisión uno de los cuatro detenidos por el homicidio de Huesca

Vivienda donde ha aparecido el cadáver
Hallan en su domicilio de Huesca el cadáver de un joven apuñalado
JAVIER SÁNCHEZ

El Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 3 de Huesca ha ordenado el ingreso en prisión incondicional de uno de los cuatro hombres detenidos por el crimen de un joven con el que compartían vivienda en la capital oscense, y ha puesto en libertad con cargo al resto.

Así lo han indicado fuentes judiciales, que han informado de que el detenido que ingresa en prisión ha reconocido en sus declaraciones ser el autor único de las dos cuchilladas que causaron la muerte del joven.

Los hechos ocurrieron en torno a las 02.30 horas de la madrugada del 26 de julio, en el primer piso del inmueble número 1 de la calle Mesnaderos de la capital oscense, donde al parecer se encontraba la víctima con los detenidos, todos de nacionalidad rumana.

El cadáver del joven, de unos 21 años, fue encontrado tendido en el suelo de una de las estancias del inmueble, en medio de un charco de sangre, en posición decúbito supino.

En sus declaraciones, el autor confeso de los hechos, Jon B., ha relatado que la agresión se produjo tras una discusión mantenida en la cocina de la vivienda, en la ambos estaban preparándose la cena, según las citadas fuentes.

Mientras tanto, según las declaraciones de los implicados, los otros tres detenidos dormían en otras dos plantas del inmueble, tras una tarde de intenso consumo de alcohol.

Jon B. ha manifestado que el alcohol consumido incrementó la tensión con su víctima, por lo que decidió coger un cuchillo con la intención de "asustarle" y conseguir que se alejara.

Ha declarado que no tenía intención de causar la muerte a su compañero, a pesar de que las cuchilladas presentaban trayectorias dirigidas a órganos vitales, corazón y riñón.

Tras comprobar el estado de su compañero, decidió avisar a los otros que dormían en sus habitaciones, uno de los cuales llamó al servicio de emergencias del 112 para pedir una ambulancia para un amigo que se encontraba herido.

La policía, que encontró un cuchillo de cocina de dimensiones estándar con rastros de sangre, detuvo a los cuatro compañeros del fallecido, de edades comprendidas entre los 28 y 43 años.

Según los responsables policiales, los detenidos evidenciaban el consumo de abundante alcohol y dieron datos incoherentes sobre lo sucedido.

Las fuentes han explicado que tanto los detenidos como la víctima, que residían en Huesca desde hacía unos cuatro años, habían sido detenidos en diversas ocasiones por pequeños delitos, y provocado numerosas denuncias por parte de sus vecinos.

Etiquetas