Despliega el menú
Huesca
Suscríbete

DELINCUENCIA

La Policía detiene a tres jóvenes acusados de otras dos agresiones en el Tubo

Un chico fue atacado con un arma blanca y otro sufrió un robo con violencia. Ambos incidentes se produjeron la madrugada del viernes.

Dos personas resultaron heridas en sendas agresiones ocurridas el viernes en la zona del Tubo, en Huesca. Los incidentes se saldaron con tres detenidos, de entre 24 y 43 años, uno de ellos acusado de atacar con un arma blanca a otro chico que tuvo que ser atendido en el hospital.

Estos hechos tienen lugar solo cinco días después de que cuatro jóvenes propinaran una brutal paliza a dos chavales para robarles utilizando palos, botellas y puños americanos, a consecuencia de la cual tuvieron que ser ingresados en el hospital.

Los sucesos violentos se repitieron la madrugada del viernes. El más grave ocurrió cuando un joven de 25 años agredió con un arma blanca a otro de 24 años. Según informó la Policía Nacional, agentes de este cuerpo y de la Policía Local hallaron herido a un chico en la zona del Tubo que fue trasladado inmediatamente por una ambulancia del 061 al Hospital San Jorge. Fuentes policiales indicaron que, al parecer, la herida no revestía excesiva gravedad.

Tras las primeras investigaciones se pudo averiguar la participación en los hechos de un joven que conducía un vehículo y que era vecino de un pueblo cercano a la capital oscense. El coche fue interceptado con ayuda de la Guardia Civil en la localidad de Grañén. Como sospechoso de cometer las lesiones se detuvo a I. L. G., de 25 años, quien reconoció su autoría en el momento de la detención, según informó la Policía Nacional. El arrestado fue conducido a la comisaría de Huesca y posteriormente fue llevado ante el juez, quien decretó su puesta en libertad.

Una paliza para robarle

La misma noche, otra persona fue agredida por dos individuos con intención de robarle la cartera. Debido a las lesiones causadas tuvo que ser trasladado en ambulancia hasta el Hospital San Jorge.

Poco después fueron detenidos los presuntos autores, ambos vecinos de Huesca e identificados como A. N., de 24 años, e I. B., de 43, que ayer por la mañana pasaron a disposición judicial acusados de robo con violencia. Actualmente se encuentran en libertad.

La coincidencia de estos sucesos con el ocurrido el pasado fin de semana ha provocado cierta alarma, aunque fuentes policiales indicaron que no está habiendo una especial conflictividad, salvo casos aislados. Desde Navidad no se tenía conocimientos de altercados de gravedad. El 25 de diciembre un joven de 21 años agredió a otro al que causó un corte en una oreja y contusiones en las piernas. También en Navidad fue arrestado un joven de 20 años por un presunto robo con violencia.

Palos y puños americanos

Pero el incidente más grave tuvo lugar hace una semana, en la madrugada del sábado al domingo, en la plaza de Luis López Allué, también motivado por el robo de una cartera. Un grupo de jóvenes persiguió a dos chicos por distintas calles y plazas del casco viejo y cuando les alcanzaron les golpearon con las hebillas de los cinturones, palos y puños americanos hasta dejarlos inconscientes y tendidos en el suelo. Además, aprovecharon esta circunstancia para robarles el dinero y los teléfonos móviles, antes de emprender la huida.

La Policía consiguió identificarlos y detuvo a cuatro, de entre 18 y 22 años, de tres nacionalidades distintas. El juez los envió a prisión como presuntos autores de delitos de lesiones y de robo. Fuentes policiales comentaron que no era la primera vez que protagonizaban hechos violentos.

Etiquetas