Despliega el menú
Huesca
Suscríbete

Blog - La voz de mi amo

por Matias Uribe

BALONMANO

Obearagón marca el paso en la Liga

El equipo de Nolasco lidera la División de Plata cuando se firma el primer tercio de la competición. La apuesta del club por un balonmano más espectacular da resultados.

Escribano, la joya de la cantera, frente al Adelma.
Obearagón marca el paso en la Liga
BLASCO

Líderes con los pies en el suelo. La cabeza ya está en el próximo partido, Palma del Río. En tierras andaluzas será la primera defensa del liderato en solitario y en una pista difícil. Obearagón ha terminado el primer tercio de la competición como líder de la categoría marcando el ritmo a un compacto grupo. Entre él y el quinto clasificado tan solo hay cuatro puntos de diferencia. El BM Huesca aguanta con el paso firme la búsqueda de un sueño: el ascenso a la Asobal. Respaldado por un patrocinador fuerte como es Obearagón -asume más de un tercio del presupuesto del club que es ligeramente superior a los 400.00 euros y que da cobertura a todas las categorías-, con una masa social compuesta por unos 750 socios adultos y unos 300 infantiles, el empuje de pequeñas empresas que patrocinan de forma individual a casi todos los jugadores del equipo, la Fundación Balonmano Huesca que entiende este deporte como un vehículo de formación para más de un centenar de chavales y una filosofía de juego dinámica que apuesta por el espectáculo, el BM Huesca crece gracias a una sólida estructura.

Pero no ha sido fácil. En el verano de 2007, en la localidad francesa de Hagetmau con Sergio Bebeshko como entrenador, el BM Huesca era un conjunto de hombres con nombre que auguraba lo mejor. Se desarmó el bloque que la temporada anterior había quedado en quinta posición y se ficharon a jugadores importantes. El que fuera extremo del conjunto oscense Sergio Cid le decía al entonces portero Álvaro de Hita que el equipo imponía. Estaban seguros de que ese BM Huesca iba a ser una apisonadora, que iban a arrollar al resto para plantarse en la Asobal antes de que terminara la temporada. La seguridad era absoluta. La realidad fue bien distinta. El proyecto saltó poco después por los aires y se luchó por no descender de categoría. El equipo se había formado a golpe de talonario, y sus costuras se rompieron pronto. Había que salir del pozo.

El equipo formado por tipos inmensos en kilos y centímetros no transmitía. Ni con Juan Carlos Gordo ni con Txema Senosiain en el banquillo encontró la tecla necesaria para dar un golpe de autoridad en la Liga. Se peleaba, pero no se ganaba, y hubo que buscar un revulsivo.

La apuesta llegó para esta temporada. Lo primero fue fijarse en un entrenador con ideas novedosas por estos pagos. Nolasco era la persona elegida y al que hubo que convencer. El ilicitano es un profundo conocedor de este deporte y trabajador metódico. De él vinieron jugadores como Esteban, Sladic, Salinas y Bertos. El equipo mantuvo a jugadores consagrados como Álex Álvarez, Raúl Bartolomé, Ibai Cano y Marco Mira. Para la portería recuperó a dos ex jugadores: Julio Rodríguez y Jorge García. Volvió Javier Ancizu, se fichó a Carlos Grau que deslumbró con el Anaitasuna. Y apostó por la juventud de Marco Escribano -el crack formado en la casa- y Dani Montero.

Javier Zaragoza, portavoz de la directiva que preside Pachi Giné, subraya que "la realidad es que como ocurre en casi todos los deportes, un 5 % de las personas que van a ver un deporte son entendidas y el resto prima más la diversión por ver un espectáculo que por entenderlo. Nosotros mismos no nos divertíamos con el juego y buscábamos otra cosa. Queríamos un balonmano más rápido y que enganchara a la gente".

El paso de cambiar el estilo de juego fue fruto de varias reuniones de la junta directiva. La apuesta era arriesgada, con un cambio de jugadores, con un entrenador con ideas completamente distintas y con el objetivo "irrenunciable", tal como señaló el presidente en la presentación del equipo en la pretemporada, de quedar entre los cinco primeros que da derecho a jugar la fase de ascenso a la Asobal. "Ni en las mejores de nuestras previsiones estaba ser líderes de la categoría y en solitario a estas alturas de la competición", indica Zaragoza quien precisa que "hay que cerrar página del fin de semana y concentrarnos todos y sobre todo la plantilla que no se puede despistar, en el difícil partido contra Palma del Río. La clasificación es anecdótica por ahora. Queda todavía un mundo, hay que seguir mejorando porque el equipo todavía le queda margen de mejora. Por tanto, tenemos que ser humildes, tener tranquilidad y olvidar el partido del sábado y pensar en trabajar más y mejor si cabe. El objetivo sigue siendo el que marcamos al principio de temporada, clasificarnos para el play-off".

El sábado, al término del partido contra Pilotes, Francisco Nolasco fue claro cuando se le preguntó por cómo se sentía como líder: "Igual que dos horas antes del partido. No me cambia nada, porque falta mucho y en lo que pienso ya es en cómo ganar el próximo partido, contra Palma del Río. El liderato, ahora, es una anécdota, y si no que se lo digan a Pilotes".

Etiquetas