Huesca
Suscríbete

LOBE HUESCA

Vuelve el espectáculo

El Peñas inicia la pretemporada a la espera de dos pívots y el regreso de Johnson. Navarro maneja un grupo atlético, con el objetivo de ilusionar.

Green, que ofrece una espectacular capacidad de salto,  cierra el paso Thomas Laerke.
Vuelve el espectáculo
JAVIER BLASCO

¿Volverá a ser un año de baloncesto espectáculo en el Palacio de los Deportes? Ángel Navarro, técnico del Lobe Huesca, responde así: "Yo creo que es un año para divertirse. Necesitábamos estar aquí (en la LEB Oro) a todos los niveles. Para la ciudad, para el equipo, para los aficionados, y ahora es el momento de pasarlo bien. Lo que está claro es que con el equipo que hemos hecho vamos a jugar de una forma diferente a todos los demás".

El Lobe Huesca 2010/11 se vistió ayer de corto y se ejercitó por primera vez en el Palacio de los Deportes, sin tres piezas de su engranaje. Steave Johnson se encuentra de permiso porque su padre ingresa en el hall de la fama del fútbol americano, y el club está a la espera de cerrar el fichaje de dos pivots; uno americano y otro de un país de la antigua Europa del Este. Johnson estará el próximo 6 de septiembre en Huesca. Y para esa fecha se quiere tener a los otros dos pivots por lo que será entonces cuando esté toda la plantilla a disposición de Navarro y su segundo, Suso Seoane.

El grueso de la plantilla, por lo visto ayer, en perfecto estado para iniciar una pretemporada exigente donde destacan con nombre propio los enfrentamientos contra tres equipos de la ACB como el CAI Zaragoza, Iurbentia Bilbao y Unicaja.

El nuevo Lobe Huesca mantiene la misma filosofía que la temporada anterior. Es decir, juego eléctrico, de cortas posesiones, polivalencia en la dirección de la bola y con el objetivo no escrito de "evitar que el público coma pipas en la grada". Para ello, Navarro apuesta por un quinteto eléctrico, donde deberá brillar Sebastian Green, un jugador con una gran capacidad de salto y que puede dejar espectaculares hally-hoop sobre la cancha. "Hemos buscado un equilibrio necesario para mantener la solidez. A cinco jugadores del año anterior, hemos añadido otros que ayuden a mejorarlos y al propio equipo. A partir de allí, hemos fichado jugadores atléticos o muy conocedores del juego y de la categoría como es el caso de Xavi Ventura", explica Navarro. Y, ayer, para empezar a coger ritmo más de dos horas de entreno en el Palacio, con muchos lanzamientos a canasta y circulación de bola.

La nueva temporada supondrá una modificación de algunas reglas de juego. Por ejemplo, la línea de 3 puntos está más lejos. En el caso de los fusileros del Peñas -caso de Óscar Herrero y Chus Aranda- no parece que haya problemas ya que el año pasado ya lanzaban desde más allá de los 6,25 con buenos porcentajes. Debajo del aro hay pintado un semicírculo por el que dejará de ser una falta de ataque lo que antes sí se pitaba dentro de ese área. "Vamos a ver cómo los jugadores grandes se adaptan a esto en todo lo que son los tres segundos, la movilidad y la organización espacial dentro del campo a la hora de buscar distancias...", dice Navarro.

Respecto a la pretemporada organizada para afrontar la competición regular, el técnico señaló que "los partidos sirven para que te descargues al máximo y luego recuperes. En el primer bloque hay equipos que parecen más asequibles, pero de nada nos sirve ganar si lo hacemos de una forma distinta a como lo hemos entrenado". El inicio del calendario muestra la dureza de la LEB Oro. Los tres primeros enfrentamientos serán contra Burgos, el Girona y Obradoiro; casi nada. "Por eso, si llegamos bien contra el Unicaja, que es el último partido que tenemos antes de empezar la liga nos va a ir luego fenomenal", indicó Navarro.

La previsión del capitán del equipo, Chus Aranda, es encontrar una liga "no muy diferente a la del año pasado, es decir, dura, con 18 equipos y en la que tendremos que ir paso a paso". El alero coincide con su técnico en que la presencia del Lobe Huesca en la LEB Oro es, ya de por sí, un premio. "Tenemos muchas ganas de empezar y conseguir que la afición tenga la misma ilusión que nosotros para disfrutar juntos". El capitán no se ha marcado ningún reto personal. Considera que es "un año para disfrutar" como premio "a lo conseguido en la temporada pasada".

Etiquetas