Huesca
Suscríbete

SD HUESCA

Triple bienvenida

El Huesca comenzó la concentración de Benasque con tres sesiones de entrenamiento, dos matutinas y una por la tarde. El ritmo bajará hoy y volverá a subir mañana.

Triple bienvenida
Triple bienvenida
ÁNGEL SAHÚN

Benasque saludó en tres ocasiones a la Sociedad Deportiva Huesca durante su primer día de concentración. Un hola bien temprano, a las 8.30, otro a mediodía y un último a las 18.30. Triple sesión de entrenamiento en las primeras 24 horas en el Pirineo para borrar en un suspiro la hipotética sensación de retiro vacacional. Los futbolistas, sobre todo los nuevos, dejaron para sus horas libres la oportunidad de admirar el privilegiado fondo de este tramo de la pretemporada. Onésimo Sánchez y Gerardo Izaguirre exprimieron a los suyos en las instalaciones deportivas de la localidad y alrededores. Hoy se bajará el pistón.

El club azulgrana ha planificado siete días de intensidad variable. Si ayer fueron tres entrenamientos, hoy habrá uno a las 10.30 y, por la tarde, fiesta. Mañana, un menú similar al de ayer. Y así, hasta el fin de semana, con dos amistosos, el sábado ante un combinado de Benasque y el domingo en Graus, más el clínic para chavales en el que se involucra a fondo la plantilla. Benasque amaneció con unas temperaturas elevadas, más altas de lo que se podía prever y sobre todo cuando la capital oscense se desperezó con nubes en los cielos, y un núcleo urbano engordado por los numerosos turistas que acuden a este enclave todos los veranos.

Tras el toque de corneta, los jugadores estaban convocados pasadas las ocho para dar sus primeros pasos. Qué mejor forma de despertar el organismo que algo de trote con Izaguirre y el segundo entrenador, Ángel Royo, como guías y subidos a bicicletas. Los futbolistas calentaron las piernas y abrieron los pulmones con vistas a su primera toma de contacto con el complejo polideportivo de Benasque. Su terreno de juego presenta reformas con respecto al año pasado; por ejemplo, se ha vallado el perímetro. Sin embargo, la hierba no se encuentra en condiciones tan óptimas. Al parecer, el paso del Levante por esas instalaciones hace unas pocas semanas se podría asemejar al de Atila y los hunos, guardando las distancias.

Allí, ante la mirada de imponentes montañas y varios curiosos, algunos que repetían experiencia y más numerosos durante la tarde, el balón conservó su estatus de protagonista de esta pretemporada. Primero, con ejercicios en corto y, más tarde, trabajándose las combinaciones y los lanzamientos, sin olvidarse de los partidillos y de las constantes instrucciones de Onésimo e Izaguirre. Siempre, con ánimo motivador y desde el respeto. En el grupo se hallaba Jorge Galán, una buena noticia puesto que el delantero solo ha podido disputar un amistoso debido a sus problemas en el dedo gordo del pie derecho. Como consuelo, tocó la pelota y pareció más integrado en la rutina de sus compañeros. Por la tarde, guardó descanso. El otro lesionado de la plantilla -a la espera de que no haya una escalada como la de la pasada pretemporada en Benasque- es Jorge Larrosa, y acompañó en sus labores a los tres guardametas que han acudido al Pirineo: Jesús Cabrero, Andrés Fernández y Fran Navarro.

Acompañan a los protagonistas el cada vez más numeroso cuerpo médico y encargado del material. Se echaba en falta a Quique García, absorbido por sus quehaceres con el Huesca juvenil, y no faltaban Galvis, Chera, Darío Martínez, Lalo Vicente, Toñín Lagarta o José Luis Alagón. Como representante de la directiva, un Agustín Lasaosa con ropa de entrenamiento y pegado casi constantemente al teléfono móvil. Rodri, con labores múltiples, ultimaba los detalles del clínic del sábado. El Huesca se vuelve a alojar en el Hotel Aneto, que ha dispuesto incluso alguna suite para la comodidad de la expedición azulgrana.

Las comidas y cenas se ciñen al guión habitual de estas ocasiones: pastas, ensaladas y carnes. También se es muy estricto con las horas de descanso, como recalcó ayer Onésimo. Sorribas y Valentino, por ser naturales de la zona, son algunos de los más aclamados. Todavía no se reconoce del todo a lo nuevos, pero Roberto García figura en el centro de muchas miradas. Los habitantes y turistas del Valle tendrán hasta el domingo para conocer al nuevo Huesca. El clínic, con 60 plazas para chavales de entre 6 y 14 años y a un precio de 20 euros, será otra oportunidad.

Etiquetas