Despliega el menú
Huesca
Suscríbete

ricardo constante

"Hay que reivindicar más que protestar"

Al margen de las raquetas, su otra gran pasión es la música. Ha publicado dos discos.

Ricardo Constante toca su guitarra en la estación de tren de Plasencia del Monte.
"Hay que reivindicar más que protestar"
RAFAEL GOBANTES

¿Qué tiene que ver el bádminton con la música?

Nada de nada. Son compartimientos totalmente estancos. Además, me molesta que se mezclen. Nunca tocaría en un escenario con una raqueta ni jugaría a bádminton con una guitarra. Me transformo y me concentro solo en uno. Aunque si que me gustaría poder componer un himno para que lo cantaran los chavales del club, para que se animaran antes de los partidos.

Tiene ya dos discos, 'Constante y sonante' (2004) y 'Año de bienes' (2008). ¿El próximo para el 2012?

Anda, no me había parado nunca a pensar esto. Es una buena secuencia. No estaría mal poder sacarlo entonces. Ya he empezado alguna canción. Me encanta escribir y voy haciendo escritos que acabo poco a poco. Siempre tengo la guitarra preparada y abierta para, en cualquier momento, ponerme a componer alguna canción nueva.

En sus letras habla del Canfranero, de los bienes, del agua? Son temas escritos hace años que ahí siguen?

Es algo curioso. ¡La canción del Canfranero la escribí hace 8 años! Y pensaba mientras grababa el disco que Marcelino Iglesias iba a llegar a un acuerdo antes de sacarlo al mercado? Ha pasado el tiempo y las puedo seguir cantando en los escenarios porque son temas que todavía están. Lo mismo pasa con los bienes. Aún no está solucionado el problema.

Son canciones protesta?

Más que protesta, reivindicativas. Hay que reivindicar más que protestar. En el caso de Aragón, tenemos que dar a conocer lugares que están en nuestros alrededores y que son desconocidos para la gran mayoría, como por ejemplo, Los Monegros.

¿Qué revindicaría ahora mismo?

Tenemos tantos problemas que no quiero crear más a nadie. La gente ahora no quiere preocuparse y prefiere la rumbita y la salsa.

¿No se atrevería con esos ritmos?

Sí, ¿por qué no? Me atrevería. A mí me gusta jugar con la ironía e intento meterla en mis canciones para hacer disfrutar a quien las escuche.

Perteneció al grupo Hato de Foces.

Estuve casi 20 años recorriendo Aragón. Pero hubo un momento en que quise dar un giro, abandonar el folk y atreverme con cosas un poco más rockeras, con instrumentos más modernos. Eso sí, siempre respetando mis raíces. También comencé a componer canciones donde la voz era la gran protagonista.

¿Se acuerda de lo primero que escribió?

Fue en el año 2000 y me daba mucha vergüenza enseñar la letra? Es la canción "Como agua de mayo", la primera de mi primer disco. Casualmente, ha tenido siempre una muy buena aceptación. El agua es un recurso muy importante que tenemos en Aragón, pero parece que no nos damos cuenta.

¿Qué significa tener buena voz?

Tiene que transmitir, emocionar. Ya puede ser mejor o peor, pero si no dice nada no merece la pena. Creo que me defiendo como puedo.

¿Quiénes son sus ídolos musicales?

Suena a tópico, pero son Joaquín Sabina, Luis Eduardo Aute, Joan Manuel Serrat?

¿Le gustaría poder tocar como telonero de alguno de ellos?

Por su puesto, por lo menos estar cerca de ellos, compartiendo escenario. He tenido la suerte de poder figurar en el mismo cartel que grandes autores como José Antonio Labordeta o Pablo Milanés.

Etiquetas