Despliega el menú
Huesca

LIBROS

Muchos visitantes y ventas aceptables en la primera gran jornada de la Feria del Libro

Varios autores presentaron sus últimos libros y firmaron ejemplares a los lectores.Las actividades programadas en el parque de Miguel Servet en torno al certamen siguen hoy con cuentacuentos, charlas y conciertos.

El calor puso a prueba ayer a los oscenses, pero no pudo con los aficionados a la lectura, que ayer acudieron en masa al parque de Miguel Servet para conocer la amplia oferta que muestran los 27 puestos de la XXVII Feria del Libro, que se inauguró en la tarde del viernes y seguirá abierta hasta el próximo domingo día 13.

Fueron muchos los que no quisieron esperar para hojear las últimas novedades editoriales y visitaron las casetas de las librerías que participan este año en la cita literaria. Según las primeras impresiones del presidente provincial del gremio, José María Aniés, "se ve más gente que otros años". "Ayer -por el viernes-, en la inauguración, ya hubo mucha afluencia", destacó, al tiempo que mostró su confianza en que esta tendencia se mantenga durante la semana larga que todavía le queda a la feria.

En cuanto a las ventas, Aniés comentó que "van más o menos bien, tal y como está la cosa", en referencia a la crisis. En este sentido, los profesionales del sector confían en que la actual situación económica no afecte demasiado, por lo que considerarían "un éxito" mantener las cifras alcanzadas el pasado año.

Y aunque la presente edición no ha hecho más que empezar, algunos títulos ya comienzan a despuntar en la lista de ventas. Se trata, explicó el presidente de la Asociación Provincial de Librerías, de obras como 'El tiempo entre costuras', de María Dueñas, o 'El viaje al poder de la mente', de Eduard Punset.

También se despacharon bien los ejemplares de los autores que ayer se dejaron caer por el parque de Miguel Servet, "porque a la gente le gusta que estén los escritores", señaló José María Aniés.

La primera presentación de este año corrió a cargo de Cristina Grande, que llegó a Huesca con sus dos últimas publicaciones, 'Agua quieta' y 'Lo breve'. "Son como dos mellizos, se parecen pero son distintos", comentó la autora, muy vinculada a Los Monegros por razones familiares.

El primero, dijo, se centra en su familia y sus vivencias en Lanaja, localidad monegrina de la que procede. Editado por Traspiés, recopila 36 artículos y columnas publicados desde 2002 en HERALDO. Por contra, 'Lo breve', con 54 textos, es "más urbano, ya que se centra en Huesca y Zaragoza". La idea de reunirlos surgió en la pasada edición de la Feria del Libro oscense, recordó Óscar Sipán, de Tropo Editores, que con su colección Telegrama pretende compilar los textos de "escritores que tienen relación con Huesca y su provincia", en colaboración con la Asociación de Libreros.

José Domingo Dueñas, decano de la Facultad de Ciencias Humanas y de la Educación de Huesca, destacó que Grande construye "breves ensayos y divagaciones en los que lo cotidiano y lo trascendente van siempre de la mano". También arroparon a la escritora varios compañeros de profesión y a su vez amigos como Carlos Castán o Ismael Grasa, además de familiares. Todos ellos aparecen a menudo en sus relatos, como demostró con la lectura de uno de ellos, que sirvió para cerrar el acto.

Encuentros, humor y música

Además, hubo encuentros literarios con Fernando Sanz, profesor de Historia del cine de la Universidad de Zaragoza, y con el autor Roberto Malo, así como firmas de libros. Uno de ellas fue la protagonizada por el dibujante zaragozano José Antonio Bernal, que también fue colaborador de este periódico y que trajo a Huesca 'De todo un poco' (de la editorial aragonesa GP), que recopila algunos de sus trabajos publicados en 'El Jueves' durante el último año. Bernal destacó la importancia de que "la Feria del Libro apueste por el cómic" y agradeció el "contacto con el público" que permiten estas citas.

Estas y otras actividades, como los cuentacuentos o el concierto de Slumber 9, que cerró la jornada haciendo bailar al numeroso público con sus versiones de los Beatles, contribuyeron a animar el ambiente, como resaltó Aniés.

Hoy siguen las presentaciones, charlas, cuentacuentos y otras actividades infantiles, además de un recital de los alumnos del Conservatorio de Huesca y teatro con el grupo Pie con Bola, de Atades. Aún queda mucha feria.

Etiquetas