Despliega el menú
Huesca

ATLETISMO

El calor aplasta a los fondistas

Los corredores se enfrentan hoy al tramo de 60 kilómetros entre Aínsa y Viadós.

Óscar Díez volvió a ganar la primera etapa de la Ultra Trail Sobrarbe. Hoy no estará en la salida.
El calor aplasta a los fondistas
MAMEN PARDINA

Las altas temperaturas fueron las peores enemigas de los 160 corredores que comenzaron la Maratón de Sobrarbe desde Abizanda, 42 kilómetros hasta Aínsa que conforma la primera jornada de la II Ultra Trail, que continúa hoy con el resto de los 60 kilómetros hasta el Refugio de Viadós. Unos 80 corredores de diferentes comunidades autónomas se han inscrito a la carrera de Sobrarbe que atraviesa su recorrido de sur a norte con un total de 102 kilómetros y 4.200 metros de desnivel.

Paco Paricio de los Tititeros de Binéfar dio la salida a las 9.00 en Abizanda en esta prueba no competitiva, que puntúa para la Ultra del Mont Blanc. El corredor del Club Atlético Sobrarbe (CAS), Oscar Díez, volvió a repetir la hazaña de realizar el mejor tiempo de la maratón, atravesando la línea de meta en 4 horas 10 minutos. En esta ocasión, el club organizador Atlético Sobrarbe, desplazó la meta desde el campo de fútbol hasta la Plaza Mayor de Aínsa, añadiendo el último desnivel a la prueba y creando un ambiente festivo que coincidió con otros actos culturales de la localidad.

Óscar Marquina del zaragozano Club Olimpo, César Valero del CAS y Jesús Gómez del Club Amigos de la Villa de Cálcena terminaron la prueba por debajo de las cinco horas. En la prueba destacó la alta participación de chicas, un total de 35, aunque hubo algunos casos en los que se retiraron por lesiones, tirones y cansancio. Las mejores en esta categoría fueron Monserrat Sistere que junto de la mano de Meritxell Llinés hicieron el mejor tiempo de 5 horas y 35 minutos. De hecho, Sistere, volvía a ser la mejor entre las féminas puesto que el año pasado también hizo el mejor tiempo con 5 horas 16 minutos.

Óscar Díez reconocía que la última parte desde Griebal hasta Aínsa había sido lo más duro, así como la zona conocida como La Corona. "Hasta Griebal llevaba mejor tiempo que el año pasado, pero en el último tramo he perdido mucha renta". Todos coincidían en que su objetivo era mejorar su propia marca y disfrutar del paisaje pirenaico que ofrece esta prueba. "Ha sido muy duro, hacía mucho calor y en algunos tramos no corría un pelo de aire pero merece la pena por el bonito recorrido", declaraba César Valero que entró en tercer lugar.

Una vez en el último avituallamiento, los corredores comentaban las anécdotas sobre algún que otro despiste en el camino o las fórmulas para no mojarse los pies. "Buscaba alguna alternativa para no tener que cruzar el río de las Natas pero al final me he tenido que mojar los pies", comentaba Jesús Gómez.

Los dos primeros en realizar esta Maratón de Sobrarbe no estarán en la jornada de mañana pero sí muchos otros que hicieron un buen tiempo. El Humo de Muro, Mediano y Griebal fueron algunos de los puntos donde se retiraron varios de los corredores por diversas lesiones o cansancio. Los voluntarios sanitarios y aquellos que estaban en los puestos de control realizaron una gran ayuda a estas personas. Hoy, a las 6.00, unos 80 corredores saldrán dirección Viadós.

Etiquetas