Despliega el menú
Huesca
Suscríbete

ANTONIO CALDERÓN

"Este es un partido que tenemos que ganar todos"

El míster del Huesca afirma que el equipo se ha repuesto del "varapalo" de Vallecas y pide el apoyo de la afición para vencer al Real Unión.

Antonio Calderón, en uno de los últimos encuentros disputados en el estadio de El Alcoraz.
"Este es un partido que tenemos que ganar todos"
JAVIER BLASCO

Antonio Calderón volvió a ponerse delante de los micrófonos tras el fiasco de Vallecas. Apareció con sus ademanes habituales: serio, erguido y con la cabeza bien alta. Combinó en su mensaje la autocrítica por lo ocurrido en el Teresa Rivero con el pragmatismo que dicta el presente. Desde hace días, en su cabeza solo está el Real Unión, que llega mañana a un Alcoraz testigo de dos derrotas consecutivas del equipo azulgrana.

"El grupo está muy mentalizado. Pensaba que iba a ser más complicado levantar el ánimo tras el varapalo que sufrimos, pero todos somos conscientes de los errores cometidos", comenzó diciendo el técnico, que desde el primer momento quiso revestir de optimismo sus palabras. "Podemos decirle a la afición que el grupo está con muchísimas ganas para afrontar el partido".

Y es que la huella de la semana pasada pesa lo suyo, más que por la severa derrota, por la forma en que se produjo. En su análisis enfriado por el tiempo, Calderón repartió responsabilidades entre la culpa propia y la ajena. "No recuerdo un partido en el que hayamos cometido tantos errores, no solo nosotros sino también el colegiado. En veinte minutos nos vimos perdiendo tres a cero y luego nos pudieron marcar en varias acciones a balón parado. El equipo se fue del partido mentalmente, sobre todo tras el tercer gol". De su planteamiento seguramente erróneo, según la crítica unánime, nada por aquí y nada por allá.

Aunque a 24 horas de un partido que puede marcar y mucho el final de la Liga, es mejor hacer borrón y cuenta nueva. "No hay que darle más vueltas de la cuenta. Hemos visto las imágenes, hablado sobre las causas? a partir de eso, hemos de centrarnos en lo que nos viene ahora".

Calibrar la dimensión de un encuentro, si se percibe o no como una final, es una de las cuestiones más recurrentes para abrir debates. "La trascendencia que le doy a este partido es total, como hago con todos. Lo que sí creo es que este encuentro lo tenemos que ganar entre todos; este, y los otros dos que nos quedan en casa. Cuando entre el rival en el campo tiene que saber que aquí hay una ciudad entera que quiere ganar, independientemente de que juegue Pepe o Juan, o que, cuando haya un cambio, entre Carlos por Fernando. Hay que arengar al equipo, criticar al árbitro, al rival? siempre dentro de una deportividad. Si el jugador ve que la afición quiere, se multiplica".

El preparador azulgrana, sin obviar la racha de un punto de los últimos doce, se centra en la situación a día de hoy. "Gracias a Dios estamos en una posición bastante tranquila, dentro de quiénes somos. Si fuéramos el Hércules estaríamos bastante intranquilos; pero siendo un equipo que pelea por mantener la categoría?".

"Puntuar es importante -añadió Calderón-, pero ganar es dar un salto grande porque obliga a todos los que están detrás y nos daría un plus de confianza. Pueden aparecer dudas en todo el mundo, pero eso se mata de un plumazo con una victoria".

Jugadores como Rodrigo Silva o el propio míster andaluz han recibido críticas en las últimas semanas. A este respecto, Calderón también tenía mensaje: "Al futbolista no le gusta que le critiquen y al entrenador tampoco, porque, aunque al fin y al cabo no juega, tampoco le sientan bien. Si la gente se centra en animar al equipo esto va a ser un fortín".

¿Y del Real Unión, qué? El equipo vasco ha pasado de estar medio desahuciado a verse a tres puntos de la permanencia. "En defensa tienen un par de jugadores que no estaban de inicio. Compiten muy bien. Quizá han mejorado en las transiciones, porque están llegando con más hombres".

La contundencia irundarra no llama la atención de Calderón. "El fútbol es un deporte de hombres y hay que estar preparados. Tampoco pienso en que vaya a haber violencia", concluyó.

Etiquetas