Despliega el menú
Huesca
Suscríbete

"El Rayo va a salir a por todas"

Calderón quiere evitar que los madrileños se vengan arriba con el apoyo de su gente.

El técnico del Huesca sigue las evoluciones de sus jugadores en El Alcoraz.
"El Rayo va a salir a por todas"
RAFAEL GOBANTES

Antonio Calderón apareció ayer ante los medios para reiterar la fe que tiene en el equipo, pese a la racha de un punto de los últimos nueve en disputa o las dos derrotas seguidas como local. "Estamos bien, con la misma responsabilidad en el trabajo desde el primer día", manifestó el entrenador gaditano.Calderón ha trabajado sin ofrecer pistas durante la semana. Le interesa ocultar el once y sobre todo algunas acciones de estrategia. "Su campo es algo más estrecho y me ha parecido oportuno esconder un poco las cartas".

Como no podía ser de otra forma, el míster azulgrana se deshizo en elogios sobre la plantilla rival. "Van a salir a por todas, aunque les está costando mucho. Tienen cuatro delanteros de renombre (Rubén, Pachón, Aganzo y Piti), lo que les hace muy fuertes ofensivamente, aunque también están recibiendo bastantes goles".

El Rayo empezó el año con enorme ímpetu y después se ha ido diluyendo en la mediocridad, hasta el punto de no estar salvado todavía ni mucho menos. "La afición les va a empujar mucho y ellos se crecerán porque están heridos en su amor propio. Tenemos que intentar controlarles para que no se vengan arriba".

El Huesca anda algo más fiable últimamente fuera de casa que en su propio estadio. "Eso es porque los rivales acusan la ansiedad ante su público. Lo vimos con el Hércules y con el Albacete, que no se sentían cómodos".

Una de las frases que más repite el entrenador del conjunto oscense es que todos los puntos son importantes, desde el primer partido hasta la jornada cuarenta y dos, cuando concluya el campeonato de Liga. "Lo que pasa es que como vemos cerca el final, parece que tengan más trascendencia, pero nosotros le hemos dado las misma relevancia a todos los encuentros".

Advierte Calderón de la conveniencia de al menos puntuar en Vallecas, "porque así no encadenamos derrotas y los dejamos ahí en la tabla con nosotros, aunque con el golaverage particular a nuestro favor, ya que les ganamos en casa". Y es que hacer granero es fundamental, "dado que los de abajo están demostrando que de vez en cuando suman".

Recuerdos de una etapa

Siempre que el Rayo asoma lo hacen también los recuerdos de Calderón. "Los rectores son los mismos que cuando estuve yo. También quedan varios empleados. Incluso hay un futbolista, Míchel, con el que llegué a coincidir. Pasé muy buenos años allí y siempre es una cita especial para mí".

Calderón evita hablar de una final incluso desde la perspectiva del Rayo, porque ni la situación de uno ni la del otro es acuciante y, sobre todo, "porque después de este encuentro quedarán todavía seis por disputar".

El míster insiste en que el deseo de competir en cada partido, de jugar al fútbol, se debe imponer a la prisa por lograr el objetivo de la permanencia. "Eso es algo que llegará cuando llegue", dijo.

Etiquetas