Despliega el menú
Huesca

sariñena

Las obras del embalse de Lastanosa llevan 15 días paralizadas por los impagos de una subcontratista

La empresa adeuda dinero a autónomos de la comarca y a sus trabajadores. Uno de los afectados lleva tres días acampado frente a las oficinas de la adjudicataria como protesta.

Dos representantes de Tragsa (derecha) conversan con tres de los afectados sobre su situación.
Las obras del embalse de Lastanosa llevan 15 días paralizadas por los impagos de una subcontratista
P. PUéRTOLAS

La construcción del vaso del embalse de Lastanosa, dentro del término municipal de Sariñena, lleva quince días paralizada. Los trabajos, que tienen un coste de 20 millones de euros y están promovidos por la comunidad de regantes de Lasesa, fueron adjudicados a la empresa Tragsa y, a su vez, ésta subcontrató el movimiento de tierra a la UTE Castillejo Pascual Aguado Cabezudo por alrededor de 5,6 millones de euros. Aunque el 90% del movimiento está hecho, Tragsa la culpa del parón de las obras y de la situación en la que se encuentran los empresarios, autónomos y trabajadores de la subcontrata a los que se les adeudan cantidades que en algunos casos llegan a 90.000 euros.

Ante ello, los responsables de Tragsa aseguran que ya están "en vías" de rescindir el contrato con Castillejo Pascual, que tiene su sede en Valtierra (Navarra), e incluso se muestran dispuestos a reclamar daños y perjuicios por el retraso de las obras. Asimismo, Tragsa asegura que la subcontrata es la "única" responsable de la actual situación de los afectados.

Precisamente, uno de ellos, Pablo Siles, autónomo contratado por Castillejo Pascual, lleva tres días acampado a modo de protesta frente a las oficinas de Tragsa en Lastanosa. El joven, de 28 años de edad, asegura que la subcontrata le debe alrededor de 80.000 euros y en consecuencia ha visto como sus cuentas han resultado embargadas. "Estoy en una situación límite y me han dejado, literalmente, en la calle. Ahora mismo peligran todas mis posesiones (coche, vivienda, empresa?) e, incluso, las de mis padres, que actúan como avalistas", afirma.

Desde Tragsa se reconoce la "dramática" situación del joven y por ello, le han ofrecido la posibilidad de que trabaje de forma directa para ellos. No obstante, Siles, natural de Málaga, culpa a la adjudicataria de haber "consentido" la situación en la que se encuentra, tal y como expone en la pancarta que acompaña su protesta, e insiste en que lo que necesita es que le paguen la deuda contraída. "Esto es una vergüenza; los unos culpan a los otros y viceversa, pero los días pasan y las soluciones no llegan", afirma.

Desde la empresa Castillejo Pascual se reconoce la paralización de las obras del embalse de Lastanosa y, al mismo tiempo, aunque evitando entrar en más detalles, admiten que su situación económica es "complicada". De hecho, alrededor de 20 trabajadores de la firma llevan dos meses sin cobrar, entre ellos, Víctor Manuel Prats, vecino de Sariñena. "Hemos tenido varias reuniones con la subcontrata y con la adjudicataria, pero todavía esperamos una solución. Tragsa no puede pagarnos de forma directa y Castillejo Pascual asegura no tener dinero; y mientras, por ejemplo, en mi caso, ya me ha llegado una carta de embargo sobre mi vivienda", afirma. Igual de desesperada es la situación de la empresaria Cristina Morales, de Ejea de Los Caballares, a la que se le adeuda unos 73.000 euros. La empresaria, junto a Víctor Manuel Prats y otros afectados, acudieron el jueves en busca de soluciones a las puertas de las oficinas de Tragsa .

Etiquetas