Huesca
Suscríbete por 1€

PREVÉN ABRIR EL DÍA 28

Riesgo de aludes tras un temporal que dejó 20 centímetros de nieve en las estaciones y que no remite

Los centros invernales comenzarán a trabajar en las pistas si sigue nevando en los próximos días y se acumula un mayor espesor.Cerler lleva dos días fabricando nieve artificial en cotas altas

En la imagen de la izquierda, las pistas de Panticosa. A la derecha, arriba imagen de la ladera del Tobazo de Candanchú y abajo, zona de Anayet de Formigal (1.800 metros).
Riesgo de aludes tras un temporal que dejó 20 centímetros de nieve en las estaciones y que no remite
HA

La alerta naranja, cuando hay riesgo importante para la población, ha sido activada por la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) ante la previsión, entre las 0.00 del domingo y la misma hora del lunes, de que se produzcan acumulaciones de nieve de hasta 20 centímetros, con una probabilidad de entre 40 y 70 por ciento.

La cota de nieve estará entre 1.000 y 1.200 metros, según la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), del Ministerio de Medio Ambiente.

Además, se mantiene la alerta naranja en las tres provincias aragonesas ante el riesgo de fuertes vientos desde las 10.00 del domingo.

Así, a lo largo de todo el día de mañana, se pueden producir rachas de viento de hasta 100 kilómetros por hora en la Ibérica zaragozana y el Pirineo, con una probabilidad de entre el 40 y el 70 por ciento, según la información facilitada por la AEMET.

Asimismo, existe riesgo fuerte por rachas de vientos de hasta 90 kilómetros por hora en el centro y sur de la provincia de Huesca, en las Cinco Villas y la Ribera zaragozana y en el Bajo Aragón.

En todos los casos, la probabilidad es de entre el 40 y el 70 por ciento, según la AEMET.

Por su parte, la Dirección General de Interior del Gobierno de Aragón ha alertado del riesgo notable de aludes para mañana, domingo, y primeras horas del lunes, día 9, en el Pirineo oscense.

La alerta, de nivel amarillo por existir riesgo para la población, se activará entre las 00.00 horas de mañana día 8 y las 00.00 del lunes, día 9.

Según la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), se espera que para el domingo y primeras horas del lunes, por encima de 1.000/1.200 metros el riesgo de aludes sea notable (nivel de riesgo 3) e incluso fuerte (nivel de riesgo 4) por encima de 2.000 metros.

En estas condiciones, agrega la AEMET, será posible el desencadenamiento de aludes en numerosas pendientes, incluso por sobrecargas débiles.

Preparen los esquís

La temporada de esquí está a la vuelta de la esquina. Mientras los responsables de los complejos invernales venden en ferias nacionales e internacionales los 320 kilómetros esquiables del Pirineo, en casa, una borrasca ya ha cambiado el color del paisaje. Desde la madrugada del jueves nieva intermitentemente en los centros, sobre todo en los más occidentales, y el manto blanco de 15 centímetros que cubre las laderas ya hace vibrar a los amantes del esquí. Sin embargo, tendrán que esperar hasta finales de mes, porque los cinco complejos barajan el día 28 para la inauguración.

 

No obstante, todos comienzan a prepararse. En Cerler, donde la borrasca que entró de oeste ha llegado muy debilitada y escasamente ha dejado nieve, llevan ya dos días con los cañones funcionando en las cotas altas de la estación. Son unos 50 los que ponen en marcha a unos 2.200 metros de altitud, en la zona de Gallinero. "Es nieve que nos durará ya hasta abril", relató Jaime Río, responsable comercial del centro, quien matizó que aunque no es como la de invierno (esta está fabricada con más agua y es de peor calidad) les permitirá formar una capa base para que cuando nieve se asiente encima.

 

Sin embargo,en otros centros no se han puesto los cañones en marcha. En Astún, por ejemplo, esperan a ver cuánto espesor se acumula hasta el lunes y qué previsión meteorológica dan para la próxima semana para ver si comienzan o no a ponerlos en marcha. Tampoco Candanchú ha comenzado "a soplar nieve" todavía ya que la temperatura no es la adecuada.

 

En ambos, la borrasca ha dejado unos 20 centímetros de nieve, lo mismo que en Formigal y Panticosa. Es una cantidad tan pequeña que impide a las estaciones ponerse a trabajar con ella (pisarla y tratarla para formar una base). Si bien a última hora de la tarde de ayer volvía a nevar y las previsiones que barajan apuntan a que seguirá haciéndolo incluso en cotas más bajas hasta el lunes.

 

"Habrán caído unos 20 o 25 centímetros. Con tan poco no se pueden sacar las máquinas", reconocieron fuentes de Candanchú. En Panticosa lo confirmaron. "Levantaríamos todo el terreno". Y en Formigal explicaron el proceso : "Esta primera nieve la dejamos. Si cae más y dependiendo de cómo y cuánta empezaríamos a trabajarla y a tapar los barrancos", relató su director, Antonio Gericó.

 

Todos coinciden en que si los espesores que se acumulan durante el fin de semana son buenos -esperan unos 64 centímetros a 1.800 metros-, y la previsión para la próxima semana no da temperaturas altas, podrían empezar a poner en marcha los cañones para formar la base y esperar la gran nevada que les permita inaugurar la temporada en buenas condiciones.

 

Por lo tanto, siguen las previsiones iniciales y se baraja el último fin de semana de este mes, el 28 y 29 de noviembre, para dar el pistoletazo de salida a la temporada, aunque Formigal podría adelantarlo. "Para el día 15 estará todo preparado y hablaremos en función de cómo vaya cayendo la nieve. Pero con la realidad que ahora mismo tenemos?", comentó Gericó. El director comercial de Astún también fue así de explícito: "Antes del 28 de noviembre hay muy pocas posibilidades de que abramos". Candanchú podría abrir el día 1.

Quitanieves en Portalet

La nieve obligó también a las quitanieves a trabajar intensamente desde primera hora para evitar problemas con la circulación. En Portalet, según informaron desde una de las ventas, Anayet, tanto las máquinas españolas como las francesas limpiaron ayer el acceso a la frontera y en ningún momento hubo problemas ni fueron necesarias las cadenas para circular.

Etiquetas