Despliega el menú
Huesca
Suscríbete

Huesca

Unos 300 vecinos salen a la calle para apoyar al alcalde de Siétamo tras el ataque a su panadería

Los convocantes pidieron "cordura" a los responsables políticos del pueblo y que trabajen en pro de la convivencia.

Dos pancartas colgadas en el balcón del Ayuntamiento resumieron los deseos de los asistentes.
Unos 300 vecinos salen a la calle para apoyar al alcalde de Siétamo tras el ataque a su panadería
R. Gobantes

Bajo el lema "Por la paz, la convivencia y la democracia", unas 300 personas se concentraron ayer a las puertas del Ayuntamiento de Siétamo para mostrar su repulsa al ataque que sufrió la semana pasada el alcalde José Luis Ferrando (PP) por un incendio en su panadería, que por suerte no causó daños personales ya que a la hora del suceso no había nadie en la casa, sita en la planta superior del negocio. Aunque los representantes de la oposición manifestaron esta semana su rotundo rechazo a la agresión, ayer no acudieron a la manifestación.Los organizadores del acto, que fue secundado por vecinos de los cuatro núcleos del municipio (Siétamo, Arbaniés, Castejón de Arbaniés y Liesa) y por numerosos cargos y simpatizantes del PP, pidieron también "cordura y sensatez" a los responsables políticos del pueblo y que trabajen en favor de la convivencia respetando los principios de "democracia, legalidad y honestidad que todos esperamos de quienes nos representan", en alusión a la tensión política vivida los últimos años.

Lourdes Figuerola, presidenta de la Asociación de Amas de Casa, leyó el manifiesto consensuado con otras siete entidades cívicas: Asociación de Vecinos y Amigos de Siétamo, C. D. Siétamo, Asociación de Padres y Madres de Alumnos, Asociación Gastronómica San Pedro, Asociación El Cuervo, Asociación San Esteban y Amigos de Liesa. Ante todo, quisieron dejar claro su "total repulsa" al acto vandálico perpetrado la noche del 26 de septiembre, "porque solo la afortunada casualidad de que unos vecinos pasaran frente a la casa y vieran arder la entrada evitó lo que podía haber tenido trágicas consecuencias". Además, subrayaron su más enérgica condena ante estos hechos, "tenga el origen que tengan y sea quien sea el o los que los hayan llevado a cabo". Y es que insistieron en que "no hay justificación alguna para tan grave atentado a la convivencia".

Los convocantes expresaron su confianza en que la Guardia Civil detenga a los autores "para que respondan de tan cobarde acción criminal" y acabaron agradeciendo la solidaridad demostrada por los vecinos de Siétamo y políticos de todo signo "confiando en que nunca jamás tengamos que volver a concentrarnos por estos motivos". Un sonoro aplauso dio paso a unas emotivas palabras del propio alcalde quien, entre lágrimas y con la voz entrecortada, quiso dar las gracias personalmente por el apoyo recibido la última semana, tras lo cual muchos asistentes se acercaron hasta él para estrecharle la mano o darle un abrazo.

"El PP ha estado al nivel"

Ya ante los medios de comunicación, José Luis Ferrando señaló que la petición de "cordura y sensatez" lanzada por los convocantes a los políticos "es un reflejo de lo que se vive en el pueblo". No obstante, quiso añadir que el PP "ha estado siempre abierto a cualquier diálogo y hemos dicho que cualquiera que tuviese ganas de trabajar en pro del Ayuntamiento tenía su sitio en el equipo de gobierno, cosa que no ha ocurrido por decisiones de otros no por la nuestra". En cuanto al respaldo demostrado ayer por los responsables y simpatizantes del Partido Popular, aseguró que "han estado al nivel que se espera del partido porque desde el primer momento su apoyo ha sido unánime".

Por su parte, la presidenta de los populares de Aragón, Luisa Fernanda Rudi, reiteró su condena "a cualquier práctica que suponga violencia" y volvió a pedir a la delegación del Gobierno que trabaje con la mayor diligencia para detener al autor o autores, "porque es la mejor forma de cortar un incidente tan grave como intentar quemar la casa de un vecino". Junto a ella estuvieron otros altos cargos populares en las Cortes, el Congreso, el Senado y alcaldes y ediles de varias localidades.

Al acto se sumaron muchos vecinos a título particular. La presidenta de la Asociación de Amas de Casa, quien se mostró sorprendida del numeroso apoyo a la manifestación, afirmó que no quería entrar en elucubraciones sobre si podría haber un posible móvil político detrás del acto vandálico. "Algo de fondo debe de haber, pero no puedo decir más porque solo llevo un año viviendo en el pueblo". Eso sí, mostró su deseo de que tras la concentración de ayer "haya un antes y un después".

"Ha sido una salvajada"

Mientras, José María Jordán, explicó que había acudido al acto "para apoyar al alcalde porque hace años que le conozco y lo que le han hecho es una salvajada y un atentado". Montse Puyelo, amiga del alcalde desde la infancia, rechazó el acto vandálico "porque son una buena familia y no se merecían que les pasara esto" y lamentó que el nombre de Siétamo haya aparecido en los medios de comunicación "por estas cosas".

Etiquetas