Despliega el menú
Huesca

HUESCA

El juez rechaza el recurso de los vecinos y considera legal la reapertura de Harinas Porta

La resolución judicial, dada a conocer por el Tribunal Superior de Justicia de Aragón, argumenta que los trámites administrativos realizados por la empresa desde 1939 en demanda de licencias y de permisos diversos revelan que "no puede hablarse de una industria clandestina con anterioridad al siniestro".

El Juzgado Contencioso-Administrativo de Huesca desestimó el recurso interpuesto por la Coordinadora de Afectados por Harinas Porta contra el decreto municipal de junio de 2006 que permitió la reapertura de sus instalaciones, al considerar que el acuerdo municipal se ajustó a la legalidad.

La resolución judicial, dada a conocer por el Tribunal Superior de Justicia de Aragón, argumenta que los trámites administrativos realizados por la empresa desde 1939 en demanda de licencias y de permisos diversos revelan que "no puede hablarse de una industria clandestina con anterioridad al siniestro".

Las instalaciones de Harinas Porta sufrieron en abril de 2005 una una explosión que provocó la muerte de cinco personas y heridas a otras catorce, hechos por los que el empresario José Porta está imputado en una causa penal, en la que el fiscal le pide 3 años de prisión.

En su sentencia, el titular del Juzgado de lo Contencioso de Huesca argumenta, en contra del criterio del abogado de los afectados, que no consta que la industria hubiera sido objeto tras el siniestro de obras que hayan supuesto una modificación sustancial o ampliación de la factoría.

Añade el tribunal que el empresario, al no ejecutar obras de "importancia" que le hayan permitido ampliar su producción, no estaba obligado a solicitar un nuevo expediente para actividades nocivas, molestas o insalubres, al ser válido el que obtuvo en 1979.

Rechaza, por otra parte, los argumentos de los demandantes al afirmar que el régimen jurídico de la industria como fuera de ordenación urbanística no impedía a sus responsables dar continuidad a la actividad realizada.

 

Obras poco relevantes

Respecto al primer informe emitido tras el siniestro por el jefe del servicio municipal de Urbanismo, para quien las obras "de importancia" realizadas en la industria hubieran requerido de una nueva licencia, el juez dice que el propio técnico reconoció más tarde que los trabajos realizados "no eran dignos de reseñar".

El tribunal se apoya, asimismo, en el informe realizado por los servicios de inspección de la Consejería de Industria del Gobierno aragonés a la finalización de los trabajos de remodelación de la industria, que no detecta cambios sustanciales en la planta".

La sentencia cita un párrafo de este informe en el que se asegura que "no se ha cambiado la actividad ni hay reforma que implique ni un aumento de la superficie de la industria, ni de riesgo intrínseco".

Tampoco considera el juez que la industria haya infringido los preceptos de la Ley de Protección Ambiental de Aragón de 2006 para identificar las "modificaciones sustanciales" de la actividad de las empresas.

En este sentido, la resolución asegura que las nuevas instalaciones de la industria "no permiten un aumento de la producción ni un incremento del valor la empresa" de cara a una operación urbanística.

El tribunal advierte, sin embargo, que el rechazo del recurso de los afectados "no significa en modo alguno que las administraciones competentes deban dejar de velar por la idoneidad de la actividad (industrial) y por su seguridad".

La sentencia ha sido recibida con pesar en la Coordinadora de Afectados por Harinas Porta, cuyo presidente, Amado Cáncer, anunció días atrás la disolución de la asociación en el caso de ser rechazado su recurso, al no disponer de fondos suficientes para acometer nuevas acciones judiciales contra la empresa.

Etiquetas