Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Web del suscriptor

Huesca

El Ejército suspende el aterrizaje de helicópteros en Jaca tras el accidente que hirió a dos mujeres

Una de las lesionadas, de 92 años, permanece ingresada en la uci del hospital Clínico de Zaragoza con pronóstico grave.

Un helicóptero tomando tierra en la Escuela Militar, cerca de las viviendas de la calle Albareda.L. Zamboraín

El Ejército de Tierra ha suspendido cautelarmente las tomas de helicópteros en la Escuela Militar de Montaña y Operaciones Especiales de Jaca mientras investiga las causas de la caída de una rama de árbol que hirió a dos mujeres tras el paso a baja altura de una de estas aeronaves. Una de las lesionadas se encuentra en la uci del hospital Clínico de Zaragoza. También se van a revisar los procedimientos de aproximación de estos aparatos y se está estudiando incluso la viabilidad de cambiar la ubicación del punto de aterrizaje.

El Ejército de Tierra responde así a la polémica que se ha suscitado tras el accidente ocurrido el jueves en la calle Albareda de Jaca, cuando una mujer de 92 años paseaba como todos los días por esa acera, acompañada de su cuidadora, y se desprendió encima de ellas una rama de un árbol de grandes dimensiones mientras un helicóptero realizaba la maniobra de aproximación a la Emmoe durante un ejercicio de prácticas de vuelo en montaña.

La caída de la rama causó heridas leves a una de las mujeres, pero las lesiones de la acompañante obligaron a trasladarla al hospital San Jorge de Huesca primero y al Clínico de Zaragoza posteriormente. Su estado es grave y se encuentra en la uci, según informaron fuentes de la DGA.

Los especialistas de la Policía Científica, que están investigando lo sucedido, pudieron comprobar in situ la altura a la que vuelan en esa zona los helicópteros, ya que después del accidente todavía pasaron otros dos.

A raíz del incidente, desde la Escuela Militar de Montaña ya decidieron el mismo jueves tomar una primera medida, adelantar la finalización de las maniobras un día antes de lo previsto. Y de hecho, tres horas después del accidente por la caída de la rama ya no quedaba ningún helicóptero en las instalaciones.

El Ejército argumentó ayer a través de un comunicado de prensa que la zona de aproximación al punto de toma es la que permite acceder sobrevolando el menor número de edificaciones de Jaca y es la que normalmente se utiliza para el aterrizaje desde hace años, tanto por helicópteros militares como por la Guardia Civil y 112. Y recalcó que mantiene "una preocupación constante por evitar molestias en el vecindario, y ya desde hace años se han evitado los vuelos nocturnos".

Sin embargo, tras el accidente, el Ejército ha decidido abrir una investigación, y mientras tanto, ha optado por suspender la toma de helicópteros. También avanza en la nota que revisará los procedimientos de aproximación, así como la viabilidad de un cambio de ubicación del punto de toma.

El alcalde jaqués, Juan Manuel Ramón, se reunirá el lunes con el subdelegado de Defensa, el coronel José María Rivera, para buscar una solución a este problema que ha provocado las quejas de los vecinos de las casas y edificios de viviendas cercanos a la escuela. De hecho, los afectados de la calle Albareda ya han enviado una carta al Ayuntamiento de Jaca y al Coronel Jefe del Acuartelamiento San Bernardo.

Satisfacción vecinal

Los vecinos valoraron el anuncio realizado ayer por el Ejército porque consideran que "no cabe otra decisión posible", según Mariano Marcén, portavoz de los afectados. Y es que denuncian que llevan años soportando los peligros e inconvenientes de las maniobras de los helicópteros y recuerdan que en septiembre "ya hubo una maniobra en la que cayeron ramas de árboles y llamamos a la Policía Local". También agradecen la sensibilidad de algunos de los militares de la Emmoe con los que conversaron el jueves tras el accidente, "porque son los primeros que quieren solucionarlo y que el helipuerto se sitúe en otro lugar".

El paso de helicópteros "siempre ha sido molesto", recuerdan los vecinos, por el ruido y la suciedad que se genera en las canaleras, tejados o terrazas. El rebufo de estas aeronaves tira incluso macetas, "pero la seguridad es otra historia mucho más importante y no hay derecho", critican.

Por último lamentan que haya tenido que pasar este accidente con una mujer herida grave para que revisen los procedimientos de aproximación y se plantee el cambio de ubicación de los aterrizajes. Y vuelven a dejar claro que no protestan por el paso de los helicópteros de rescate y emergencias. En este sentido dicen que estas actividades "no tienen nada que ver porque las aeronaves de las maniobras son mucho más grandes y no siempre las llevan los mismos pilotos".

 

 

 





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Henneo