Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Web del suscriptor

Medio Ambiente

"Cada vez habrá más osos en la Ribagorza por la expansión desde Cataluña"

El presidente de la Fundación Oso Pardo ve «razonable» la intranquilidad de los ganaderos. Aragón tiene menos ejemplares que la comarca catalana del Pallars pero el doble de bajas por ataques

 

Guillermo Palomero, presidente de la Fundación Oso PardoFundación Oso Pardo

Los ataques a rebaños ocurridos a principios de verano en Castanesa, en la comarca de la Ribagorza, atribuidos a un oso procedente de Cataluña, tienen en alerta a los ganaderos. Una inquietud que, según los expertos, está fundamentada. Guillermo Palomero, presidente de la Fundación Oso Pardo, que trabaja en el seguimiento de la especie en la Cordillera Cantábrica y los Pirineos, asegura que las incursiones de los dos últimos años de ejemplares del valle de Arán y la comarca del Pallars hacia la Ribagorza, donde solo vive de forma estable un animal, Sarousse, "van a continuar ocurriendo", a la vista del crecimiento del núcleo en el territorio vecino.

"Por pura vecindad y por calidad de hábitat, es razonable que vaya habiendo más osos que visiten Aragón, y alguno se acabará quedando", afirma. En su opinión, los movimientos expansivos son normales (en la Cordillera Cantábrica se han unido las dos subpoblaciones). "Primero aparecen osos exploradores, mayoritariamente machos jóvenes, y luego se van asentando. La proximidad con Cataluña deja bien claro que va a haber cada vez más osos en la Ribagorza", aclara.

También la población del Pirineo occidental, en los valles más cercanos a Navarra, se mueve. Según la Fundación, desde el año pasado se han detectado "nítidamente" movimientos de Neré y Canelito, dos machos nacidos en 1997 y 2004, hacia el Pirineo central, donde están el resto de osos reintroducidos. "Hay un pequeño trasiego y estamos todos pendientes de ver ese movimiento, que no se había producido en 15 años", afirma Palomero. Para él, lo sorprendente es que no haya ocurrido antes. "Era raro que los machos no fueran al núcleo donde estaban las hembras".

Los ganaderos se manifestaron el pasado 7 de julio en Castanesa contra el oso y el lobo. El presidente de la Fundación entiende que su intranquilidad "es muy razonable". Defiende la ganadería extensiva como una actividad económica para mantener el medio rural, pero también en términos de biodiversidad, y entiende que cada vez soporta más presión por falta de relevo generacional o los problemas de mercado. "Y sobre ese escenario vienen los osos". Sin embargo, él cree que si se gestiona la presencia del animal salvaje adecuadamente, "el impacto económico sobre la ganadería va a ser mínimo". La solución, añade, es "no cargar ni un euro a las espaldas de los ganaderos", es decir, indemnizar todos los costes, incluido el lucro cesante (abortos), y adaptando las medidas preventivas a cada territorio. "Ellos van a decir siempre que no quieren osos, pero hay que ser pragmáticos, porque van a estar ahí".

Menos osos, pero más ataques

Curiosamente, Aragón, con solo tres osos, sufre el doble de ataques que el Pallars (Lérida), con una veintena de ejemplares. Según datos de la Fundación, entre 2014 y 2017, en la comarca catalana se registraron 11, con unas pérdidas de 19 ovejas, 4 cabras y 4 colmenas. Es decir, entre 5 y 6 cabezas de ganado y una colmena de media al año. Mientras, en Aragón, en el mismo periodo, dañaron 74 colmenas y mataron a 47 ovejas y cabras, algo menos de 12 cabezas al año.

Una de las explicaciones hay que buscarla en las medidas preventivas apoyadas por la administración. En el Pallars, hubo en 2017 cuatro grandes agrupamientos de rebaños de ovejas y uno de cabras (4.000 animales de 14 ganaderos), con pastores, perros y vallados electrificados, además del arreglo de cabañas para facilitar la vida en la alta montaña a los pastores.

Mientras, Aragón sigue esperando la convocatoria de subvenciones, que según el departamento de Desarrollo Rural se publicará en breve. Se prevén medidas de seguridad como vallados fijos o portátiles, pastores eléctricos o la adquisición de perros de raza mastín, con subvenciones de hasta el 100% del coste de la actuación. Pero en una reciente reunión con los ganaderos, estos mostraron su insatisfacción con las ayudas.

 





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Henneo