Despliega el menú
Aragón

PATRIMONIO

Frente común en Cataluña contra el contencioso de la DGA por los bienes

Las 4 instituciones políticas del Consorcio del Museo de Lérida se personarán en el proceso

El obispo de Lérida y los representantes del resto de instituciones del Consorcio, en su última reunión.
Frente común en Cataluña contra el contencioso de la DGA por los bienes
R. G.

Las instituciones civiles catalanas continúan unidas en el intento de que las 112 obras del obispado de Barbastro-Monzón no salgan del Museo Diocesano y Comarcal de Lérida. La última muestra de esta voluntad unánime llega a raíz de la presentación por parte del Gobierno de Aragón de un recurso contencioso-administrativo contra las actuaciones y decisiones adoptadas en el seno del Consorcio del Museo. Esta iniciativa se enmarca en la estrategia anunciada el pasado mes de febrero por el presidente aragonés, Marcelino Iglesias, de iniciar acciones legales "contra aquellas personas e instituciones" que obstaculicen la devolución de las piezas.

 

Cabe recordar que el Consorcio que gestiona el centro donde se encuentran retenidos los bienes está integrado por la Generalitat, la Diputación Provincial, el Ayuntamiento de la ciudad, el Consejo Comarcal del Segrià y el obispado de Lérida. De ellos, el Consistorio ha sido el primero en confirmar que se personará en el proceso abierto por la DGA en el Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 1 de Lérida.

"Derechos sobre las piezas"

El alcalde, Ángel Ros, aseguró que en la mañana de ayer había firmado la orden para que el Ayuntamiento se persone en la causa. Ros explicó que con esta iniciativa quieren "defender la posición de Lérida y sus derechos sobre las piezas del Museo que se reclaman, unos derechos que no se han analizado en profundidad". No obstante, el primer edil añadió que "se mantiene la voluntad de colaboración" con Aragón para que tanto este territorio como Lérida disfruten de las obras, al tiempo que insistió en que "la solución del conflicto no la darán los tribunales". Ros reiteró ayer que, a su juicio, es "conveniente que el Consorcio del Museo y cada una de las instituciones que forman parte de él también se presenten contra el contencioso". De hecho, el lunes ya manifestó la necesidad de dar "una respuesta única y consensuada".

 

Al parecer, el Ayuntamiento no ha sido el único promotor de esta unidad de acción, ya que la Generalitat, a través del propio Consorcio -presidido por el consejero de Cultura, Joan Manuel Tresserras-, habría 'aconsejado' al resto de instituciones que respaldasen la oposición al recurso de la DGA. El propio Gobierno catalán, para dar ejemplo, también se personará, al igual que la Comarca del Segrià. En el mismo sentido piensa actuar la Diputación Provincial. Fuentes de esta institución explicaron ayer que su solicitud podría haberse presentado ayer mismo. Si no, será hoy cuando se realice el trámite, una vez que el presidente, Jaume Gilabert, haya firmado el decreto preceptivo.

 

El que todavía no se ha pronunciado al respecto es el obispado de Lérida, quinto integrante del Consorcio, ya que aportó buena parte de los fondos del Museo y es también el depositario oficial de las obras aragonesas allí custodiadas. Un portavoz confirmó que habían recibido la notificación del recurso y que "está en manos del asesor jurídico". Este representante de la diócesis sí aclaró que "el obispado ya ha respondido y se ha personado" en la otra causa abierta en mayo por el obispado de Barbastro-Monzón y la DGA, que pidieron en el Juzgado de Barbastro la convalidación en España del decreto del Vaticano en el que se ordenaba la vuelta de los bienes a Aragón.

 

Por otra parte, la Asociación de Amics del Museu de Lleida también acudió el martes a los juzgados de Lérida para mostrar su intención de constituirse en parte en el contencioso planteado.

Etiquetas