Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

POLÍTICA

El PP vuelve a exigir la dimisión de Iglesias por su doblete en la DGA y el PSOE

Plantagenet tilda de "desprecio a los aragoneses" que, tras asumir la secretaría de Organización, dijera que necesitaba "un cambio"El líder socialista prevé dar hoy su primera rueda de prensa como número tres del partido tras la reunión de la ejecutiva federal.

zaragoza. Las críticas al presidente aragonés, Marcelino Iglesias, tras su designación como número tres del PSOE no parecen tener fin. Por quinto día consecutivo, el PP arremetió ayer contra el líder socialista, esta vez exigiéndole por segunda vez su dimisión por compatibilizar ambos cargos. La secretaria general del PP de Aragón, Rosa Plantagenet, se mostró indignada por el hecho de que, en una entrevista concedida a HERALDO, Iglesias confesara que necesitaba "un cambio de sitio, de responsabilidad", lo que le llevó a exigir su marcha "si no se ve con fuerzas".

Para la diputada popular, las declaraciones de Marcelino Iglesias son "lamentables", además de suponer un "desprecio importantísimo a los aragoneses". Y añadió: "El presidente tiene responsabilidad de Gobierno hasta el último día y si tiene ganas de cambiar lo que debe de hacer es dimitir".

Tras asistir a la carrera por la integración de Ibercaja, celebrada en Zaragoza, Plantagenet aprovechó para cargar contra el líder socialista e insistir en la petición de que dimita. "Se lo pedimos. Si no se ve con fuerzas, ya tarda en quitarse de en medio", subrayó.

En una entrevista a este diario, Marcelino Iglesias confesó que convertirse en secretario federal de Organización de su partido no era una "meta política" que se hubiera planteado, aunque reconoció que "necesitaba un cambio". "No descansar, porque no tengo ganas de descansar, sí de seguir peleando y trabajando. Lo que necesitaba era un cambio de sitio, de responsabilidad", explicó.

En la misma entrevista, dejó muy claro que no iba a renunciar a "ninguna función de presidente", pero incidió en que pasará unos meses "un poquito agobiado" al tener que compatibilizar los cargos.

Para la secretaria regional del PP, el hecho de que Iglesias pretenda asumir ambas responsabilidades provoca una "banalización" del trabajo de un presidente autonómico. No obstante, se mostró crítica con la gestión de Iglesias con antelación a su nombramiento, hecho público el pasado miércoles. "De estar pasota pasa a estar en Madrid", dijo.

De hecho, hizo hincapié en que los resultados de la actitud que mantiene un presidente "sin ilusión ni ganas" son más que visibles en el "parón" y el recorte de infraestructuras decidido por el Gobierno central, en su "silencio" ante las acusaciones de victimismo del ministro Blanco o los incumplimientos de la comisión bilateral. "Está pasando de Aragón y se va a dedicar a trabajar en temas internos del partido y no a su principal obligación, que es defender los intereses de los aragoneses", sentenció.

Rosa Plantagenet también cargó contra el retorno de Eva Almunia, que el martes se convertirá en consejera de Presidencia. "Y mientras él se va mete a Almunia por la puerta de atrás en una maniobra claramente electoral. Viene a hacer campaña electoral con el dinero de todos los aragoneses", denunció.

Por todo ello, la número dos del PP aragonés aseguró que el partido estudia acciones ante esta situación, aunque descartó la presentación de una moción de confianza con el argumento de que carecen de los apoyos necesarios para ganarla.

Primera federal en Madrid

Mientras los populares no dejan de criticar, el presidente aragonés asumirá hoy sus poderes como número tres del PSOE, que le llevarán a convertirse en portavoz en su primera rueda de prensa tras la celebración de la ejecutiva federal. Unas horas antes, al punto de la mañana, preparará la reunión con el 'sanedrín' del partido, compuesto por el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, el vicepresidente y ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, y el vicesecretario general y ministro de Fomento, José Blanco.

Etiquetas