Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

EMPRENDEDORES

El secreto de los autónomos chinos afincados en Aragón

Unos empresarios de nacionalidad china trabajan en su local hostelero
El secreto de los autónomos chinos afincados en Aragón
JOSE MIGUEL MARCO

Un sistema de financiación distinto y alternativo, basado en el préstamo de dinero entre compatriotas, es el secreto de los autónomos chinos, profesionales que no dejan de aumentar en Aragón a pesar de la crisis económica.

Esta es una de las conclusiones del estudio desarrollado por María Cortés, una joven que colabora con la Asociación de Autónomos de Aragón (UPTA-Aragón) en el asesoramiento de trabajadores de nacionalidad china y que ha lamentado "los prejuicios" que tienen muchos ciudadanos con esta comunidad.

De los 104.000 autónomos que hay en la Comunidad aragonesa, poco más de 6.000 son extranjeros y de ellos 1.414 proceden de China -concretamente de una región situada al sur de Shangai-, un número que se ha incrementado de forma "muy significativa" en los últimos años a pesar de la crisis.

En una conferencia de prensa en la capital aragonesa, en la que ha estado acompañada por el secretario general de UPTA-Aragón, Álvaro Bajén, Cortés ha explicado que si a los chinos les funcionan los negocios en un momento económico como el actual es porque trabajan muchas horas, pero también porque se benefician de un sistema de financiación diferente y alternativo.

Este sistema está basado en el préstamo de dinero entre compatriotas, semejante a dejar dinero a un amigo, algo que "cuesta mucho de entender en nuestra cultura", ha dicho Cortes, al tiempo que ha indicado que deriva de dos conceptos: "guanxi", la red de contactos a nivel internacional que tiene un profesional, y "mianzi", que podría entenderse como la fama que esa persona tiene, si cumple, si queda bien o si devuelve los favores.

Preguntada por los detalles sobre esos acuerdos ha comentado que es difícil saberlo, ya que las condiciones no quedan escritas y se puede entender más como "un código de conducta".

Por ello, María Cortés ha querido dejar claro que los chinos pagan impuestos igual que los españoles y que no tienen ningún beneficio al que los profesionales autóctonos no tengan acceso, al tiempo que ha lamentado los "tópicos" y las mentiras que circulan sobre los emprendedores chinos. "Es una tristeza", ha considerado.

Sobre este asunto, Bajén ha insistido en que no se puede calificar a los chinos como "los enemigos", ya que en su opinión "los verdaderos enemigos del pequeño comercio son las grandes superficies", y ha apostado por intentar entender esas culturas nuevas que han llegado al país y aprender de lo bueno, como en este caso es el sistema de financiación.

Álvaro Bajén ha propuesto el impulso de la solidaridad empresarial, un fondo de la iniciativa privada que podría apoyar a algunos emprendedores y evitar así que se siguieran cerrando negocios.

También ha avanzado que la intención de la organización que representa es trasladarse a Bruselas para "pelear" por la puesta en marcha de un "fondo de inversión solidario" que apoyaría a emprendedores y ayudaría a crear micronegocios.

Etiquetas