Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

El recorte retardará todavía más los embalses pendientes

.

El duro recorte inversor del Estado también afectará, en mayor o menor medida, a las obras hidráulicas que el Ministerio de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino tiene pendientes en Aragón. Al ya de por sí eterno y tortuoso discurrir administrativo de estas actuaciones habrá que sumarle los retrasos que decida aplicarles el equipo que dirige Elena Espinosa.

Estas demoras podrán incidir tanto en las obras que ya se están ejecutando como en las que todavía no se han iniciado. Entre las primeras destacan proyectos como el recrecimiento de Yesa -donde faltan por invertirse más de 100 millones de euros-, el de Santolea -que acaba de empezarse- o la construcción de los embalses de Mularroya -le faltan más de cinco años- y San Salvador.

En cuanto a las actuaciones aún no iniciadas, las más prioritarias son el embalse de Biscarrués, el embalse lateral de Almudévar, las balsas del Matarraña y los regadíos pendientes. 

Etiquetas