Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

FALTA DE LLUVIAS

Como agua de mayo en octubre, Aragón mira al cielo para conjurar la sequía

Los vecinos de varios municipios aragoneses se han quedado ya sin agua potable en sus domicilios debido a la falta de precipitaciones de los últimos meses, una situación "crítica" que para estas fechas no se había registrado en años anteriores.

Embalse de Búbal
La sequía azota los embalses de la cuenca del Ebro_6
PEDRO ETURA / A PHOTO AGENCY

Aragón mira al cielo con la esperanza de que lleguen las lluvias y acaben con la prolongada sequía que afecta ya a diversos cultivos y, aunque el abastecimiento está asegurado, varios municipios deben recurrir a camiones para recibir agua.

La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) anuncia lluvias débiles o moderadas a partir de este domingo con la posibilidad de tormentas el lunes en el sur de la Comunidad Autónoma.

Los vecinos de varios municipios aragoneses se han quedado ya sin agua potable en sus domicilios debido a la falta de precipitaciones de los últimos meses, una situación "crítica" que para estas fechas no se había registrado en años anteriores.

La escasez de agua ha obligado a los ayuntamientos de las localidades afectadas, entre ellas Mezalocha (Zaragoza), Yéqueda (Huesca) o Lanzuela (Teruel), a solicitar ayuda urgente a las diputaciones provinciales.

Hasta estos municipios, han llegado en los últimos días camiones cisternas de Bomberos para abastecer a la población que ha tenido que restringir el consumo diario de agua, mientras se trabaja urgentemente en recuperar los niveles de los depósitos.En Huesca

Este es el caso de Yéqueda, en la provincia de Huesca, donde se ha cortado el agua desde las 23.30 hasta las 7.00 y se ha suprimido el riego de jardines, desde que el manantial que abastece a esta localidad de 500 habitantes se quedará "bajo mínimos" el pasado viernes, ha afirmado el alcalde, Roque Adrada, del PAR.

"Tenemos más de 5.000 metros cuadrados de césped porque hay muchas casas con jardines. Con la prohibición de regarlos hemos reducido un 60% el consumo de agua", ha comentado.

En total, se han trasladado a la localidad 150.000 litros en quince camiones nodriza de bomberos, una cantidad que, junto a las restricciones adoptadas por el ayuntamiento, ha permitido explotar menos el acuífero y "poder ir recuperándolo poco a poco", a la espera de precipitaciones.

En la provincia de Huesca, también Nocito, al secarse la cabecera del río Guatizalema, y Concilio ha necesitado que se les abastezca en los últimos días, ha afirmado el responsable de protección civil y comarcal de la Hoya de Huesca, Joaquín Abiol.

Abiol no ha descartado que a estos municipios se sumen otros ante la escasez de agua, especialmente en la zona de Agüero donde posiblemente si no llueve pronto habrá problemas de abastecimiento para el consumo humano.

"Nos ha sorprendido mucho que Yéqueda se quedara sin agua, así que si no llueve pronto y no llega agua de los manantiales esta situación se extenderá a más zonas de la comarca", ha comentado.En Zaragoza

Esta misma situación se vive también en Arba de Luesia, en El Frago y en Mezalocha, en la provincia de Zaragoza, donde la sequía que sufren los pantanos y ríos que les abastecen han dejado sin agua a sus vecinos.

La teniente de alcalde de Mezalocha, Asunción Ansón (PP), ha explicado que el pasado 18 estuvieron prácticamente todo el día sin agua -desde las 6.30 hasta las 20.00- hasta que llegó la primera cisterna de 20.000 litros de los Bomberos de Calatayud, que sólo duró hasta el mediodía del día siguiente.

Mientras tanto, desde el Ayuntamiento se trabaja para encontrar una solución que pasaría por la recuperación de un manantial próximo al pueblo y que complementaría el agua del pantano que ahora se encuentra completamente seco.

Ansón ha explicado que éste había registrado en otras ocasiones niveles muy bajos, pero "hasta ahora no se había llegado hasta este extremo".

"Uno de los mayores del pueblo, de 90 años, nos ha contado que no había visto nunca en su vida que faltara agua en las viviendas como ha pasado ahora", ha señalado.

En Teruel

En Teruel, la provincia donde menos incidencias se han registrado, se abastece con camiones cisternas a los barrios de Olalla y Valverde, dependientes de Calamocha, y el municipio de Lanzuela.

El delegado de Protección Civil de la Diputación de Teruel, Francisco Narro, ha explicado que durante el verano es habitual abastecer a estos municipios, pero "nunca en estas fechas, porque ya se habían recuperado los acuíferos".

"Se está alargando demasiado y si no llueve habrá más pueblos que lo necesiten", ha concluido

Etiquetas