Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

POLÍTICA

Biel propone eliminar las diputaciones y dotar de elecciones a las comarcas

El PAR presenta dos proposiciones de ley con las que pide la desaparición de las diputaciones provinciales. PSOE y PP se muestran reacios.

El PAR ha presentado dos proposiciones de ley en las Cortes de Aragón sobre organización territorial y órganos de gobierno de los entes locales, con las que pide la desaparición de las diputaciones provinciales y su sustitución por unos órganos, llamados corporaciones provinciales, y en los que estén representados todas las comarcas de la provincia en cuestión.

El presidente del PAR, José Ángel Biel, ha comparecido para explicar el contenido de esas dos proposiciones de ley, la primera de las cuales, de elecciones a los órganos de gobierno de las comarcas y las provincias, propone la creación de las corporaciones provinciales con base representativa comarcal.

La Constitución Española, ha dicho, consagra la existencia de las provincias, pero no que sus órganos de gobierno deban de ser las diputaciones provinciales, y en esta línea el PAR propone que las corporaciones, en lugar de estar formadas por representantes de los antiguos partidos judiciales, lo sean de las comarcas, dos por cada una de ellas.

La proposición de ley establece que todas las comarcas pasen a tener diecinueve consejeros comarcales, lo que supone una reducción de 158 cargos locales en total, pero la corporación podrá asesorarse mediante un consejo de alcaldes, ya que éstos no podrán pertenecer al consejo comarcal por incompatibilidad.

Elecciones comarcales

Además, se propone la modificación de elección de los consejeros comarcales para que éstos pasen a ser elegidos por sufragio universal directo, en la misma convocatoria electoral en la que se elige a las corporaciones locales.

Eso significaría, según Biel, que se da a las comarcas la transcendencia que efectivamente tienen y que está recogida en el Estatuto de Autonomía de Aragón, que considera a las comarcas los entes locales fundamentales para la vertebración del territorio.

Estos comicios no supondrían un incremento del gasto, puesto que serán siempre simultáneos a los municipales y no se prevén subvenciones a los partidos políticos.

La otra proposición de ley, de distribución y organización de las responsabilidades administrativas entre las entidades locales aragonesas, reparte las responsabilidades administrativas de las distintas entidades locales en una comunidad en la que hay casi 800 administraciones entre las municipales, las comarcales, las provinciales, la autonómica, la periférica del Estado y algunas mancomunidades.

Se pretende, ha dicho el presidente del PAR, que cada una, y especialmente las diputaciones, ejerza las responsabilidades que le corresponden por ley y no desarrolle otras, lo que provoca duplicidad de servicios e incremento de gasto público con pérdida de eficiencia.

La ley otorga un papel primordial a las comarcas como entidad local intermedia y, de hecho, aunque no se incluye expresamente, Biel ha señalado que se baraja la posibilidad de que las comarcas actúen como administración única en los municipios de menos de 250 habitantes que así lo soliciten, con el fin de que sea el órgano comarcal el que en estos municipios se encargue de las funciones administrativas.

La ley fija las obligaciones de los municipios en función de su número de habitantes y distribuye exhaustivamente las competencias y obligaciones de cada administración porque es esencial, ha dicho Biel, "ordenarlo todo mejor" y darle a cada cual las competencias que le corresponden.

Acuerdo "muy difícil"

Después de presentar estas proposiciones, Biel ha advertido de que si algún día el PAR tiene que "hablar de política con alguien" (en referencia a las conversaciones para formar un futuro gobierno de coalición, con el PSOE o con el PP), éstas serán las cosas que él pondrá sobre la mesa.

Los dos partidos nacionales se han mostrado reacios a la desaparición de las diputaciones provinciales. Así, la consejera de Presidencia del Gobierno de Aragón, Eva Almunia, ha defendido la coexisencia de ambas instituciones, aunque ha matizado que "lo que no parece razonable es que haya competencias que se superpongan".

Sobre las comarcas, ha indicado que "los aragoneses nos hemos dotado de un instrumento importante de cara al ciudadano y más de cara al ciudadano de municipios pequeños, donde hay que dar los mismos servicios que en una ciudad". Tras opinar que "ese instrumento funciona bien", ha advertido de que "de las diputaciones no podemos prescindir", dado que "la propia Constitución habla de las provincias", ha recordado.

La presidenta del Partido Popular de Aragón, Luisa Fernanda Rudi, ha evitado pronunciarse sobre la propuesta del PAR, aunque si que se ha mostrado contraria a la dotación de carga política a las comarcas.

Etiquetas