Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

INFRAESTRUCTURAS

ADIF limita la velocidad a 30 km/h en el tramo donde descarriló el Canfranc

Solo se hizo un apaño para poder reabrir la línea hace tres semanas, por lo que se impusieron restricciones por seguridadLa reparación, que afecta a 1,5 kilómetros, se ha aparcado hasta el mes de septiembre.

ADIF limita la velocidad a 30 km/h en el tramo del descarrilamiento del Canfranc
ADIF limita la velocidad a 30 km/h en el tramo donde descarriló el Canfranc
LAURA ZAMBORAíN

El ente público Administrador de Infraestucturas Ferroviarias (ADIF) ha limitado la velocidad a tan solo 30 kilómetros por hora en el tramo de la línea de Canfranc donde descarriló un tren de mercancías hace tres semanas. La medida se ha impuesto para garantizar la seguridad a lo largo de 1,5 kilómetros, ya que solo se hizo un apaño para reabrir el tramo Jaca-Canfranc y la rehabilitación se ha dejado hasta el mes de septiembre, según apuntaron fuentes ferroviarias a este diario.

La situación ha provocado que los trenes de viajeros y de mercancías se encuentren todos los días con la infraestructura en unas condiciones que se puede calificar de todo menos de óptima. Hay múltiples traviesas de madera dañadas, algunas hasta partidas, como consecuencia del descarrilamiento del convoy. En varias faltan hasta los tirafondos (tornillos) que fijan los raíles, como se podía observar el pasado viernes. Por allí pasan todos los días un tren cargado de cereal y cuatro convoyes de pasajeros que cubren el trayecto Zaragoza-Canfranc. «La limitación de velocidad se ha puesto precisamente por seguridad», señalaron

El mal estado de la vía, consecuencia directa del abandono que sufre la línea pirenaica, explica el descarrilamiento que se produjo en un túnel situado entre Villanúa y Castiello de Jaca. Las causas del accidente no se han hecho públicas por parte del ADIF, cuyo gabinete de prensa tampoco facilitó información sobre las razones por las cuales se han aparcado los trabajos de rehabilitación.

El tren de mercancías arrancó varios centenares de metros de los raíles y dejó hecho añicos las traviesas de madera, muchas de ellas en servicio desde 1921, antes de la inauguración del túnel internacional. El personal de mantenimiento del ADIF repuso los raíles a marchas forzadas, en siete días, ya que no se quería que estuviera cerrada para el 83 aniversario de la apertura del paso internacional, el pasado 17 de julio.

El mantenimiento de la línea entre Huesca y Canfranc se ha reducido a la mínima expresión durante los últimos años, por lo que su estado de conservación es deplorable. La mejora se ha reducido al tramo entre Jaca y Caldearenas y a una intervención básica entre Santa María y la Peña y Anzánigo.

En septiembre se trabajará en la sustitución de las traviesas de madera por otras monobloque de hormigón y los viejos raíles pasarán a mejor vida y se montarán otros en condiciones. Esta misma operación se hizo hace un año con el mismo material, de segunda mano proveniente de Cataluña, en un tramo de poco más de cinco kilómetros entre La Peña y Anzánigo.

Advertencia para los maquinistas. La señal provisional de limitación de velocidad se ha instalado en un tramo de 1,5 kilómetros entre Villanúa y Castiello de Jaca, que incluye un túnel de cerca de 900 metros de longitud. Hasta el día del accidente, hace tres semanas, podían pasar a 60 km/h.

Etiquetas