Aragón
Suscríbete por 1€

Vivir en 'coliving' y ser nómada digital: "Trabajar y viajar al mismo tiempo es un sueño"

La zaragozana Lucía Sánchez hizo las maletas en julio y ya ha estado en Canarias, Italia y la República Checa.

Lucía Sánchez, junto a su pareja y a un grupo de nómadas digitales en diferentes países de Europa.
Lucía Sánchez, junto a su pareja y a un grupo de nómadas digitales en diferentes países de Europa.
l. s.

Hacer las maletas de forma definitiva. Sin saber cuando vas a regresar al campamento base. Ni cuando vas a volver a ver a tus familiares y amigos. Sin embargo, con la ilusión de descubrir lugares insólitos por todo el mundo. De probar la gastronomía más tradicional. Y de conocer a otras personas que trabajan y al mismo tiempo viajan. En definitiva, ser nómada digital.

La zaragozana Lucía Sánchez está cumpliendo un sueño. “Hace mucho tiempo empecé a seguir por redes sociales a gente que teletrabajaba y recorría mundo. Siempre quise hacer lo mismo y lo he conseguido. Además, voy con mi pareja, que también trabaja a distancia", explica.

"Vivir en un 'coliving' es hacer comunidad"

Estudió Periodismo, pero pronto de decantó por el marketing digital. Ahora trabaja en una agencia de marketing digital, Wanatop, y se encarga de gestionar las redes sociales de diferentes empresas. “Le comenté a mis jefes que me gustaría teletrabajar de forma definitiva y me concedieron la petición. Ahí comenzó la aventura”, cuenta.

El primer destino, donde estuvieron julio y agosto, fueron las Islas Canarias. “Vivimos en un 'coliving' en Las Palmas. Era una casa que contaba con zonas comunes muy amplias como un jardín o una sala de 'coworking'. En la habitación también teníamos escritorios y nos dieron las posibilidades de ir a otro espacio a trabajar fuera de la casa si queríamos”, cuenta la joven de 25 años.

“Vivir en un 'coliving' es hacer comunidad. Yo estuve trabajando al lado de un señor que se dedicaba a mi sector y que me ayudó y me dio consejos”, argumenta la zaragozana. Además, añade, “había una persona que se encarga de hacer actividades todas las semanas como barbacoas o caminatas”.

Después de disfrutar de cada rincón de playa de Las Palmas, volvieron a hacer la maletas y viajaron a Italia. “Allí tuvimos que estar en un piso porque solo había un 'coliving' en toda la ciudad y estaba ocupado. En Europa hay mucha demanda y no hay apenas oferta. En todo caso, pudimos disfrutar de Roma y conocer todas su peculiaridades porque estuvimos un mes", apunta.

Ahora están en Praga. "Lo teníamos dentro de nuestra lista de ciudades que queríamos visitar. Nos apetecía verla nevada y la verdad es que es impresionante", reconoce Lucía Sánchez.

"No todos los días haces turismo, pero sí todos los fines de semana"

Para vivir una aventura así, la joven insiste en que es necesario estar abierto a los cambios,  a conocer gente nueva y a poner interés con otros idiomas. "No todos los días haces turismo, pero sí todos los fines de semana. Aprendes mucho. Está siendo una experiencia muy enriquecedora. En la parte negativa está la soledad. Al estar lejos de familiares y amigos, a veces, da nostalgia, pero sin duda, compensa", apostilla".

Su próximo destino es Zaragoza. "Queremos pasar las Navidades con nuestra familia y probablemente después, nos animemos con Asia. Es el paraíso de las nómadas digitales. Es barato y hay ciudades donde prácticamente todos los edificios son 'coliving'", apunta. 

'Coliving' en Zaragoza

Zonas del Coliving de Apartamentos Loira.
Zonas del 'Coliving' de Apartamentos Loira.
Apartamentos Loira

"Nosotros tenemos un edificio entero de seis plantas y en cada una hay 6 habitaciones. Hay zonas comunes como cocina, salón, comedor, terraza y baños. Vienen desde estudiantes que se van a quedar temporalmente hasta nómadas digitales. Nuestra próxima inversión será hacer una sala de 'coworking'", cuenta la CEO de Apartamentos Loira, Ana Sánchez. Los usuarios que residen en el edificio tienen como servicios la limpieza semanal y el cambio de sábanas y la posibilidad de que les lleven comida a domicilio.

"Nos encontramos casos de parejas que vienen a Zaragoza porque uno de ellos tiene que estar por trabajo y estudio y está en remoto", especifica. 

Otra de las opciones de 'coliving' en Zaragoza son los pisos de MO-DUS, de más de 200 metros cuadrados. "La filosofía se basa en la convivencia de jóvenes de distintos países. Nuestros clientes tienen entre 25 y 26 años y han venido a nuestra ciudad tanto a cursar estudios como a trabajar. Muchos de ellos realizan ambas tareas desde las viviendas porque no necesitan estar presencialmente en sus centros de estudio o trabajo y pasan temporadas en diferentes partes del mundo", explican las encargadas de gestionar las viviendas, Eva Tellería y Andrea Aragón.

Coliving de MO-DUS.
Coliving de MO-DUS.
MODUS

"En la renta mensual están incluidos todos los suministros, además de wifi, cada habitación cuenta con toma individual de telecomunicaciones para facilitar el estudio y trabajo 'online' y se realizan limpiezas de las zonas comunes dos veces por semana", especifica. 

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión