Aragón
Suscríbete por 1€

biodiversidad

Aragón, tierra de murciélagos

La comunidad cuenta con 29 de las 31 especies catalogadas en nuestro país -son más de 1.100 en el mundo-. Este viernes se celebra la Noche de los Murciélagos.

José Manuel Sánchez, naturalista zaragozano experto en murciélagos, con varios ejemplares.
José Manuel Sánchez, naturalista zaragozano experto en murciélagos, con varios ejemplares.
HA

Son cientos los mitos que rodean a los murciélagos, una especie milenaria  tradicionalmente vinculada a las historias de terror y al mundo del cine por películas como Drácula o Batman. Sin embargo, todavía son más los datos que se desconocen en torno a estos animales, cuya noche internacional se celebra este viernes, también en la capital aragonesa. 

El murciélago es una de las criaturas más antiguas del mundo. De hecho, existen hallazgos de restos fósiles en Alemania, Australia y Argentina que datan de hace más de 50 millones de años.

¿Otro dato curioso? Se trata del único mamífero capaz de volar, y, a pesar de la creencia generalizada, no son ciegos. “Son animales nocturnos y, precisamente por eso, han ido desarrollando una capacidad de detección de ultrasonidos, por lo que comúnmente se ha dicho que veían a través de los oídos. Pero ven exactamente igual que nosotros”, asegura José Manuel Sánchez, naturalista zaragozano experto en murciélagos y miembro la Sociedad Española para la Conservación de los Murciélagos (SECEMU).

Otro dato que muchos desconocen es que Aragón es tierra de murciélagos pues la Comunidad Autónoma presenta una de las mayores biodiversidades de estas especies de toda España, con 29 de las 31 catalogadas en nuestro país. En el mundo son más de 1.100. “Nos faltan el enano migrador, cuya presencia es muy posible que registremos pronto; y el mediano de herradura, situado en la zona de Levante y Andalucía y actualmente en peligro de extinción”, destaca el experto.

En cuanto a las especies más abundantes en tierras aragonesas, nos encontramos el murciélago enano y el de cabrera. Uno de sus mayores atributos tiene que ver, sin lugar a dudas, con la función que realizan en materia de control de plagas. “Cada uno de estos ejemplares pesa en torno a 7 o 10 gramos, y es capaz de comer la mitad de su peso en mosquitos cada noche. Esto son miles”, reivindica Sánchez.

Pero, ¿sólo comen mosquitos? Aunque son eminentemente insectívoros, los hay que se alimentan de néctar, peces -como el murciélago de dedos largos- aves, pequeños mamíferos e, incluso, de otros murciélagos -estos en América-. Otro dato sorprendente es que cada especie suele centrar su dieta en un insecto en concreto. “El Orejudo Gris, por ejemplo, come polillas; lo que los convierte en un factor muy beneficioso para controlar la procesionaria. El Ratonero se decanta por escarabajos, arañas y saltamontes”, especifica.

Hay murciélagos diminutos
Hay murciélagos diminutos
HA

¿Otra curiosidad? Realmente lo que tienen no son alas. Otra consecuencia de la evolución. “Realmente son sus manos, en las que, entre los cinco dedos, desarrollaron una membrana denominada patagio, que con el tiempo ha formado la superficie de lo que hoy denominamos ala”, explica.

En cuanto a su comportamiento, en estos momentos se encuentran en pleno proceso de cortejo. “Durante los meses de octubre y noviembre comienzan a hibernar y en primavera las hembras se auto fecundan con el esperma que guardaron meses atrás, hasta que finalmente dan a luz”, afirma el naturalista. Entre marzo y abril darán a luz a una única cría, como norma general.

Otro de los grandes retos de los expertos es poner fin a los prejuicios que rodean a estas especies en lo relativo al contagio de enfermedades. Eso sí, al toparse con uno de estos ejemplares lo mejor será tomar precauciones, como se haría con cualquier otro animal. “La recomendación es usar guantes o cualquier protección antes de tocarlos y, ante la duda, contactar con los expertos”, asevera Sánchez.

Con motivo de la celebración de esta Noche Internacional de los Murciélagos el Ayuntamiento de Zaragoza organiza una charla informativa en el Acuario de Zaragoza a partir de las 18.00 horas del viernes, así como un paseo por la ribera con escucha de ultrasonidos, esta es su manera de comunicarse. “A través de un micrófono específico y el teléfono móvil podemos detectarlos y saber a qué especie pertenecen. Estoy seguro de que la gente se va a sorprender mucho”, asegura. De hecho, el interés suscitado ha sido tal que se ha doblado el número de solicitudes de asistencia. “Hace tres años vinieron más de 300 personas”, añade.

Casa de murcielagos
Casa de murcielagos
HA

¿Dónde viven los murciélagos?

Aunque son animales migradores, pueden vivir en tres espacios distintos. “Pueden ser arborícolas -los menos habituales aquí porque no hay tantos bosques-, cavernícolas o fisurículas -es decir, en huecos o cavidades de edificios-”, enumera el experto. Las ciudades no son sus lugares predilectos debido a la luz, el ruido y la presencia de vehículos. Sin embargo, con los años se han ido adaptando a todo ello.

Precisamente por eso, desde el año 2012 el Ayuntamiento de Zaragoza trabaja en un Programa Municipal de fauna urbana para aumentar la población de este mamífero en la ciudad, colocando nidos en árboles, puentes y edificios. En la actualidad se calcula que son unas 50 cajas nido distribuidas por parques y zonas verdes, bajo algunos puentes de la ribera del Ebro y el Galacho de Juslibol. Las reconocerán porque todas ellas presentan un símbolo que imita al del conocido superhéroe Batman.

La colocación corre a cargo de las brigadas municipales, de hecho, son los propios trabajadores quienes las construyen. Presentan un pequeño orificio -de apenas dos centímetros- por el cual no puede acceder un ave y en su interior se posan boca abajo.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión