Aragón
Suscríbete por 1€

sanidad

Lambán reclama más financiación al Gobierno central para paliar la falta de médicos

El presidente autonómico ha detallado que en este aspecto los gobiernos nacionales llevan tiempo "dormidos en los laureles". 

El presidente de Aragón, Javier Lambán, pretende impulsar desde la Comunidad una iniciativa para paliar la deficiencia de médicos que sufre la sanidad. Se trata, ha apuntado, de un problema "acuciante" que se da en casi todas las comunidades y que, por lo tanto, primero hay que abordarlo con todos los actores implicados en Aragón, entre los que la universidad es el más importante, para después "involucrar" a todas autonomías. Ha incidido en el inicio del curso de la Universidad de Zaragoza, en la "grave" situación que se encuentra el sistema sanitario, con una demanda creciente y sin mayor financiación por parte del Gobierno de España. "Los gobiernos de la nación llevan tiempo dormidos en los laureles", ha insistido. 

Ha señalado el presidente en que esa falta de financiación podría hacer que el sistema entrara en "colapso", y ha reconocido que cada verano la falta de profesionales será más difícil de cubrir debido a las jubilaciones. Lambán ha confiado en poder dar más detalles el próximo Debate del Estado de la Comunidad, al que todavía no ha puesto fecha, aunque previsiblemente se celebrará el próximo mes. 

De momento, la Universidad de Zaragoza y el Gobierno de Aragón ya están trabajando en una comisión paritaria para analizar qué efecto tendría el incremento de un 10% de plazas de Medicina (hasta 22 más anuales). El rector José Antonio Mayoral ha detallado que el estudio se fundamenta en los cursos superiores, puesto que los alumnos deben de realizar un año y medio de prácticas. "Hay que ver qué coste tiene por la mayor necesidad de profesorado y también qué servicios podrían acoger su formación en los hospitales", ha explicado. 

El curso que este viernes ha comenzado con novedades como la Ley de Ciencia, la futura normativa universitaria, el adelanto de los exámenes de septiembre a julio,  la continuación del plan de financiación (que este año alcanza al 96% de la financiación básica) y la inauguración de la Facultad de Filosofía y Letras, prevista para abril, aunque la ocupación y el inicio de la docencia no se producirá hasta el curso 2023-2024. Con "ilusión", ha asegurado Mayoral, comienza esta nueva etapa académica que no estará exenta de dificultades presupuestarias, muchas de ellas derivadas de la guerra de Ucrania. 

La universidad, como el resto de administraciones públicas, deberá poner el termostato en invierno a 19 grados, cumpliendo así, ha recordado el rector, el Boletín Oficial del Estado. Ha insistido en la labor llevada a cabo por los decanos para optimizar el uso de los recursos. Por ello, se han adelantado la docencia para intentar apurar las horas de mayor iluminación y se trabaja en la sectorización de los edificios para poder controlar la calefacción dependiendo de si es una zona que todavía tiene actividad o no. En este sentido, Mayoral ha incidido en que esta medidas tienen que ir más allá del aumento de precios debido al cambio climático que se está produciendo. 

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión