Aragón
Suscríbete por 1€

Incendio de moncayo

Un ganadero encuentra muertas a sus 450 ovejas por culpa del incendio en Alcalá del Moncayo

"Quise sacarlas de la nave, pero el humo y el fuego debió de asustarlas, porque las ovejas no querían salir. Yo las llamaba, pero no había forma", se lamentaba Benjamín, hermano del propietario y encargado de pastorear a los ovinos.

Los tractores, cargando las ovejas muertas de una explotación cercana a Alcalá de Moncayo.
Los tractores, cargando las ovejas muertas de una explotación cercana a Alcalá de Moncayo.
José Miguel Marco

El incendio del Moncayo no ha causado daños personales, pero un ganadero de Alcalá de Moncayo se ha encontrado este lunes con sus 450 ovejas muertas. "Es una auténtica pena, porque no se ha salvado ni una", se lamentaba Pascual, el dueño de la explotación. Se hizo lo imposible por evitar la muerte de los animales, pero el rápido avance del incendio lo impidió.

"Quise sacarlas de la nave, pero el humo y el fuego debió de asustarlas, porque las ovejas no querían salir. Yo las llamaba, pero no había forma", se lamentaba Benjamín, hermano del propietario y encargado de pastorear a los ovinos. "Cuando nos avisaron de que se había declarado un incendio, nos fuimos enseguida a la granja -apuntaba-. Entonces, aquí no había fuego, así que nos pusimos a sacar los tractores y a remojar la paja y todas las instalaciones". Y en ello estaban cuando una de las máquinas empezó a arder, lo que complicó sobremanera la situación.

La llegada de los bomberos, que enseguida empezaron a echar agua por todo el recinto, ha permitido salvar las construcciones de la explotación ganadera. "Es una desgracia, pero podía haber sido incluso peor", reconocían este lunes, mientras retiraban los cadáveres de los animales.

Dadas las circunstancias en que se produjo la muerte de las 450 ovejas -que acabaron quemadas o intoxicadas por el humo- su carne es completamente inservible. De ahí que un camión de 24 toneladas de la empresa pública Sarga se trasladara este lunes hasta la finca, a las afueras del municipio, para cargar los animales y trasladarlos a una planta de Muel especializada en la destrucción de este tipo de material.

"Por el momento, no nos han avisado de que el fuego haya afectado a ninguna otra granja", comentaba un empleado de Sarga mientras los helicópteros seguían refrescando el entorno.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión