Aragón
Suscríbete por 1€

Coronavirus

Las bajas por covid entre sanitarios siguen disparadas con 731 afectados en Aragón

Los ingresos aumentan hasta los 203 hospitalizados y se espera una semana de "incrementos leves" en planta.

Profesionales sanitarios atienden a un paciente covid en el Miguel Servet.
Profesionales sanitarios atienden a un paciente covid en el Miguel Servet.
Heraldo.es

Las bajas por covid entre sanitarios siguen disparadas. Si hace una semana eran 596 los profesionales ‘fuera de servicio’, esta son 731, el dato más alto desde principios de febrero, momento en que Aragón combatía los efectos de la séptima ola.

Los infectados, al igual que ocurre en los centros sociosanitarios, deben guardar cinco días de baja según el protocolo del Ministerio de Sanidad, ya que trabajan con población vulnerable. También tienen ‘derecho’ a prueba diagnóstica, limitadas ahora a los mayores de 60 años y colectivos de riesgo como las embarazadas o los pacientes inmunodeprimidos.

Loading...

El alto número de positivos entre el personal sanitario se siente especialmente en hospitales y centros de salud, donde están encontrando verdaderas dificultades para cubrir las bajas. Es, de hecho, uno de los factores que podría alterar el nuevo plan de choque del Ejecutivo autonómico contra las listas de espera. El director general de Asistencia Sanitaria, José María Abad, y el gerente del Salud, José María Arnal, confían en que pronto se llegue a un techo y que los datos "comiencen a disminuir".

Las estadísticas, sin embargo, apuntan al extremo opuesto. La Comunidad encadena cinco semanas de subidas. La tendencia a la baja se rompió a principios de abril, intensificándose tras la Semana Santa y el fin de la mascarilla en interiores. No en vano, solo en los últimos siete días se ha registrado un incremento del 22,6%.

Pese a todo, desde Sanidad se insiste en que, a nivel global, la situación sigue siendo de "relativa meseta". "La incidencia se incrementó de forma importante en abril, pero ahora tiende a la estabilización", apuntó Abad.

En cuanto a la hospitalización, agregó el director general de Asistencia Sanitaria, "todos los indicadores siguen en riesgo bajo". "Los ingresos en uci no han aumentado de forma importante. Hay 13 personas y 190 en planta. En hospitalización convencional llevamos unas semanas de subida lenta, pero esperamos que la estabilización de la incidencia se refleje también en el número de pacientes hospitalizados", dijo.

Sí reconoció un repunte de la demanda en Atención Primaria y en urgencias, pero "sin llegar a datos que hagan saltar las alarmas o que obliguen a tomar medidas especiales". "Preocupa por que la pandemia sistemáticamente nos sorprende, y nadie nos asegura que no haya una nueva variante o un cambio en la epidemiología que haga que volvamos a tener escenarios más complejos, pero hoy por hoy, la situación está relativamente controlada", afirmó.

Lo importante, completó Arnal, es que los ingresos en uci no han oscilado en exceso en los dos últimos meses, ya que el pasado 24 de marzo también había 13 pacientes en intensivos. En hospitalización convencional se espera aún una semana de incrementos "leves", aunque no un ritmo muy fuerte que obligue a actuar.

La nueva estrategia del Ministerio contra la covid-19 también ha provocado cambios en las intervenciones quirúrgicas. Antes, todos aquellos pacientes que pisaban el hospital eran sometidos a una prueba diagnóstica. Ahora, en cambio, solo se hace a las personas vulnerables. "Si tienes síntomas, evidentemente, no te operas, y hay que ser rápido para reprogramar. Pero con una urgencia como una apendicitis se interviene de cualquier manera", indicaron los responsables sanitarios.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión