Aragón
Suscríbete por 1€

Susto en las Cortes de Aragón con final feliz por la rápida intervención del ‘tripartito sanitario’ (PSOE, Vox y PP)

El presidente Javier Sada (PSOE) y los diputados Morón y Jesús Fuertes han prestado asistencia médica a una trabajadora del PAR que ha sufrido una reacción alérgica.

Comisión de Sanidad de las Cortes, antes de la interrupción.
Comisión de Sanidad de las Cortes, antes de la interrupción.
Cortes

Se ha queda do en un susto, pero ha podido ser bastante más. Para eso ha sido clave la rápida intervención del 'tripartito sanitario', el presidente de las Cortes, Javier Sada (PSOE), y los diputados Santiago Morón (Vox) y Jesús Fuertes (PP), que bromeaban, aliviados, cuando el riesgo ya pasó. Todo comenzaba pasadas las 12.00, cuando una trabajadora del PAR entraba corriendo en la Comisión de Sanidad para pedir ayuda al diputado Santiago Morón, médico de familia, porque una compañera se encontraba mal. Sin pensárselo dos veces, el de Vox salía hacia el despacho de los aragonesistas, acompañado por Jesús Fuertes, diputado popular, para asistir a la afectada, que estaba sufriendo una reacción alérgica. “Empecé a sentir mareos, pérdida de visión, no podía hablar bien…”, explica la paciente, Pilar Barranco, desde las urgencias del hospital Miguel Servet al que ha sido trasladada.

También ha acudido a su auxilio Javier Sada, médico, que ha permanecido con ella hasta que ha llegado la ambulancia. Morón ha sido el primero en asistirla. “Han traído un maletín de atención básica, y con él hemos podido hacer la primera asistencia”, detalla. Barranco, directora de Comunicación del PAR, recuerda cómo mientras uno le tomaba la tensión, el otro controlaba su visión. “Se han portado fenomenal. Ellos son el valor humano de esa Cámara”, indicaba, agradecida por esa primera atención. 

Lo curioso es que no es la primera vez en la primera vez que Sada y Morón tienen que ejercer de médicos en las Cortes, además de como parlamentarios. En el caso del presidente de la Cámara, su intervención fue vital en la anterior legislatura cuando decidió mandar al hospital a una turista de La Aljafería que, mientras comía en el comedor de las Cortes, se sintió mal por lo que a Sada le pareció un ictus. No erró en el diagnóstico y la afectada semanas después regresaba a la Cámara aragonesa para dar las gracias al doctor Sada.  

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión