Aragón
Suscríbete por 1€

aragón

Ucranianos en Aragón: "Mi país es el que menos culpa tiene y el que más va a sufrir. Hay muchas vidas en juego"

La preocupación y el temor a lo que pueda pasar en los próximos días es el sentir de los ucranianos que residen en Aragón. 

En la imagen de arriba, Mariya. Abajo, Alina Klochko y Oleksandr Chernyy.
En la imagen de arriba, Mariya Prokopyuk. Abajo, Alina Klochko y Oleksandr Chernyy.
Heraldo.es

A las 5.00 de este jueves, la madre de Alina Klochko, presidenta de la Asociación Ucraniana de residentes en Aragón, era quien le informaba de lo que pasaba en su país natal tras escuchar de madrugada las preocupantes noticias que llegaban del ataque ruso. También la joven Mariya Prokopyuk se enteraba nada más levantarse de lo ocurrido al encender el móvil y encontrarse con mensajes de Whatsapps de amigos interesándose por su familia (que reside en el oeste de Kiev). La preocupación y el temor a lo que pueda pasar en los próximos días es el sentir general de los más de 2.300 ucranianos que residen en nuestra Comunidad.

"Mi suegra, que vive a 150 kilómetros de la frontera con Rumanía, me ha llamado esta mañana diciéndome que escuchaba las bombas. Compañeros de colegio a los que he telefoneado también me han dicho que de vez en cuando oían el estallido de bombas y eso que están a 35 kilómetros de Moldavia. Están atacando los aeropuertos, aunque no ven militares. No es solo en Donetsk y Lugansk; por toda Ucrania se escuchan las bombas. En mi lógica no esperaba este ataque de Rusia en pleno siglo XXI, pero sabiendo la mentalidad de los que no cumplen los acuerdos ni las leyes (en alusión a los políticos del Kremlin) puede ocurrir de todo", afirma Alina, que añade: "Espero que el mundo encuentre una solución contra un loco (refiriéndose a Vladimir Putin)".

La Asociación Ucraniana tiene previsto celebrar este sábado (a las 17.00) en la plaza del Pilar de Zaragoza una concentración en repulsa a la invasión rusa. Tal y como explica su presidenta, el objetivo es ayudar en lo que puedan a sus compatriotas. "Somos ucranianos, conocemos la verdad y juntos vamos a buscar la manera de respaldarles desde aquí. Tenemos que conocer sus necesidades y la situación real de cómo están las fronteras y los bancos (de cara a una posible ayuda económica)", apunta.

Por su parte, Oleksandr Chernyy -hermano de Alina y que vino mucho antes que ella a trabajar a España- cuenta que sus amigos de Kiev y de otras partes del oeste del país están viviendo el ataque con "gran pánico". "Estoy hablando con ellos y no saben qué hacer, si quedarse y esperar o salir de Ucrania. Están bombardeando puntos estratégicos, aeropuertos... En las ciudades funcionan el metro, los autobuses y hay vida; en cambio hay grandes colas de gente en las gasolineras y tiendas de alimentación", dice. Él asegura estar tranquilo al tener a su familia en Zaragoza fuera del peligro, pero eso no quita para que se preocupe por el resto de sus allegados y amigos que permanecen allí. "Y que el conflicto vaya a más", advierte.

En la tienda Kalinka Russian Alimentacion de la capital aragonesa, Pavlo Shybistyy sigue las noticias del país que dejó -junto a sus padres- hace ya 16 años a través de un canal de televisión ucraniano. "Están informando de que el peligro crece, que se escuchan explosiones en diferentes ciudades, que hay cerca de 50 muertos y que la gente tiene mucho miedo", señala. Asimismo, hace hincapié en que no es la primera vez que Rusia ataca a Ucrania. "Hace ocho años ya lo hizo en la región de Donbás y Crimea; hoy es un poco más. Nadie sabe hasta dónde va a llegar  Putin, puede ser que mañana se termine todo para que no mueran más personas", subraya.

"Nadie sabe hasta dónde va a llegar Putin; puede ser que mañana se termine todo para que no mueran más personas"

Pavlo se muestra preocupado y no entiende la actuación bélica de Putin. "Ellos dicen su historia; no sé si es verdad o mentira, pero no tiene que atacar a mi país. Por un trozo de territorio no tiene por qué morir la gente", afirma.

Provisión de alimentos

Mientras, Mariya Prokopyuk explica que este jueves por la  mañana llamó a su madre y se encontraba bien. "Estoy todo el día con un nudo en la garganta. Dentro de lo malo, mi familia (ella es hija única) está lejos del epicentro. Pero están todos con el susto metido en el cuerpo; va a afectar a todo el mundo. Se están preparando por si hay más ataques y faltan víveres en los supermercados. Es parecido a como ocurrió en España con la covid, cuando la gente iba a las tiendas a por azúcar, harina... Y hay algunos jóvenes -que se han estado entrenando estos meses- que han ido voluntarios al frente (la región de Donbás). 

Esta joven sostiene que lo que Rusia hace no tiene "sentido" porque son como "hermanos" y que para Putin su país es como "una mina de oro". "Por el territorio ucraniano pasan todas las tuberías de gas a Europa, están los puertos... Si Kiev entra en la UE y la OTAN, no podrá mantener el control y por eso no lo va a permitir. No espero nada bueno de él. A nosotros nos ha pillado estar entre medias de EE. UU. y Rusia. Me da pena y coraje porque Ucrania es la que menos culpa tiene en este conflicto y la que más va a sufrir las consecuencias. Hay muchas vidas en juego", se lamenta.

"No espero nada bueno del presidente ruso y Estados Unidos tiene también una culpa muy grande de lo que está pasando en mi país"

Mariya también se apena de que las cosas no se hayan solucionado a través del diálogo y no exime a Washington de una parte de responsabilidad en el cariz que han tomado los acontecimientos. "Estados Unidos tiene una culpa muy grande de lo que está pasando. ¿Para qué manda dinero y armas a Ucrania? ¿Para que se muera la gente? Ayuda a hacer la guerra y es una provocación", añade.

"Lo que hace Moscú es defender a la población de Donetsk y Luganks. No está atacando a nadie, está protegiendo dos ciudades que están siendo bombardeadas por los militares ucranianos desde 2014"

En el otro lado, la población rusa que vive en Aragón (un total de 871 personas, según datos del INE) se muestra reticente a dar su opinión sobre el conflicto. Olga -nombre ficticio y que llegó hace 18 años desde Volgogrado (antigua Stalingrado)- sostiene que lo que hace Moscú es "defender" a la población de Donetsk y Lugansk. "No está atacando a nadie, está protegiendo dos ciudades que están siendo bombardeadas por los militares ucranianos desde 2014. Sus ciudadanos siempre han sido prorrusos y quieren estar en la parte de Rusia. Lo que dice la televisión no es ni la mitad de la verdad. Putin ha aguantado mucho tiempo: mataban a niños, mujeres... y no entraba para ayudar. Estaban los acuerdos de Minsk, que tenía que respetar, y el presidente ucraniano señaló que no los iba a cumplir y Rusia dijo: 'Vamos a ayudar a estas dos ciudades'. Nada más", manifiesta.

Además, esta rusa se pregunta para qué quiere su país Ucrania. "Si en 2014 había 50 millones de habitantes, han huido casi 15 milones y casi todos son jubilados. ¿Usted cree que Rusia quiere Ucrania para mantener a los pensionistas? Todo lo que podían sacar Estados Unidos y otros de esa nación ya lo han sacado", dice rotunda.

Últimas noticias de la guerra entre Rusia y Ucrania

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión