Aragón
Suscríbete por 1€

crisis del coronavirus

Baja la presión en el sistema sanitario aragonés, aunque continúa "tensionado"

Los hospitales atienden ahora a 730 pacientes con coronavirus en Aragón, de los que 72 están en las unidades de cuidados intensivos.

Urgencias del Hospital Miguel Servet de Zaragoza.
Urgencias del Hospital Miguel Servet de Zaragoza.
Toni Galán

El responsable de Atención Primaria y Hospitales del Salud, Javier Marzo, explicó este jueves que la semana de Reyes se alcanzó el tope de incidencia en Primaria y ahora se observa una "meseta a la baja" de forma "ostensible". El 30 de diciembre se limitó el rastreo a entornos concretos y esto "ha hecho disminuir la realización de pruebas en centros de salud". También se reduce el proceso burocráticas para las bajas laborales a los casos de covid y "ha bajado el impacto de la campaña de vacunación". "La foto en la Primaria es que, soportando una tremenda tensión, soportando un gran esfuerzo desde febrero de 2020, ha bajado la presión. Los centros nos transmites que están un poco menos tensionados dentro de una tensión extrema". "El sistema no ha dejado de estar tensionado nunca", porque tienen que seguir atendiendo no covid, dijo.

La incidencia (4.773 casos por 100.000 habitantes a 14 días) se traslada rápidamente a la Atención Primaria. El pico fue la semana de Reyes y ahora la cifra está "bastante estabilizada", con unas 6.000 sospechas al día en Aragón. En los servicios de Urgencias, el pico fue a finales de diciembre y "ahora está descendiendo". En enero han tenido un 40% más de consultas que en el mismo periodo de 2021, coincidiendo con la séptima ola.

En hospitalización también ha bajado la presión, pero "hay que hacer frente a todo lo no covid que vuelve a salir". "Todavía hay una presión muy intensa. Ha disminuido la estancia media de los pacientes covid, en torno a 6, lejos de los 12 de febrero de 2021. Es posible que esta variante tenga menos agresividad, es posible que estemos ingresando pacientes que en otras circunstancias se controlaban en domicilio", añadió Marzo. En estos momentos, según recordó, hay en torno a 1.200 trabajadores del Salud de baja por covid,

El índice reproductivo a siete días se sitúa en 0,80, por debajo del 1. "La tendencia va a ser de disminución de casos", dijo. La previsión es que hospitalización convencional siga bajando. La ocupación de las ucis se reduce de forma más lenta, porque los pacientes tienen estancias medias más prolongadas: "Pero creemos que hemos tocado el techo".

Todos los años, a partir del 15 o 20 diciembre, la actividad quirúrgica programada, aquella no urgente ni indemorable, suele bajar coincidiendo con las vacaciones del personal y de los propios pacientes que rechazan la intervención en Navidad. "Eso se ha recuperado desde el día 15, dependiendo de los centros. La actividad en horario de mañana está recuperada prácticamente en todos, salvo en Huesca", señaló, aunque no así por la tarde. De las 166 camas ordinarias con las que cuentan las ucis, tenían posibilidad de ampliar en 30 camas. Se abrieron 4 camas extra en Huesca, que el miércoles se redujeron a 2 porque había dos profesionales de baja por covid; una, en el Provincial; dos en el Servet. "Estamos en disposición de ganar todas las camas que necesitemos. En estas dos semanas se han derivado siete pacientes a ucis de clínicas privadas. Es una situación de tensión pero creemos que no va a ser necesario habilitar más". "Se sigue trabajando con mucha tensión, pero somos optimistas para los próximos 7 o 10 días", afirmó Marzo.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión