Aragón
Suscríbete

coronavirus

La séptima ola deja 1.200 profesores y 1.500 sanitarios de baja en una semana en Aragón

El presidente de Aragón, Javier Lambán, espera que el sistema sanitario “resista” pese al creciente número de ingresos.

Hospital Miguel Servet de Zaragoza: vacunación de profesionales sanitarios
Vacunación de profesionales sanitarios en el Hospital Miguel Servet, en una imagen de archivo
Guillermo Mestre

La séptima ola de coronavirus deja al menos 1.200 profesores y 1.500 sanitarios de baja en la última semana, según ha confirmado este jueves el presidente de Aragón, Javier Lambán. El líder autonómico espera que el sistema sanitario “resista” pese al creciente número de ingresos, con 72 pacientes en uci y 770 en planta, cifras que se sitúan entre las más altas del panorama nacional. “Va a resistir y va a superar esta situación”, ha incidido.

Lambán ha recordado que los hospitales han vivido momentos de tensión “mucho más fuertes” durante la pandemia, y confía en que en los próximos días empiece a verse el final de esta séptima ola.

Respecto a las bajas, ha reiterado que el Gobierno regional está “absolutamente decidido” a hacer frente a la covid-19 con los principios “con los que se ha regido siempre”: no escatimar en gastos y sin temblarle la mano a la hora de tomar medidas para salvaguardar la salud de los aragoneses “a base de contratar a todo el personal que sea necesario” tanto en la Sanidad como en la Educación.

El presidente aragonés también ha defendido que, en adelante, se vayan a dar los partes de baja y las altas de una sola vez con carácter general, una práctica cuestionada por otras autonomías que ya se aplica en regiones como Cataluña, Comunidad Valenciana, Murcia o Andalucía. “Si lo estamos haciendo es porque se puede hacer. Además, la medida ha sido consensuada con los agentes sociales”, ha recalcado.

Lambán ha hecho estas declaraciones en una reunión con los alcaldes de la ribera del Ebro a la que también han asistido, entre otros, el consejero de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente, Joaquín Olona; la delegada del Gobierno en Aragón, Rosa Serrano, y la presidenta de la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE), María Dolores Pascual. En ella se ha comprometido a “estar preparados” de cara a las avenidas que puedan producirse en primavera, una estación que podría ser especialmente complicada, ya que las defensas de los principales municipios están debilitadas tras la crecida extraordinaria de diciembre. 

El líder aragonés ha vuelto a apostar por la compra de terrenos inundables y la sustitución de los cultivos actuales por otros “más resistentes” a la fuerza del agua. También ha dicho que el decreto de ayudas del Gobierno de Aragón llegará “a la mayor brevedad”, aunque sin concretar fechas, ya que el episodio actual, cuya punta ya ha pasado por Zaragoza, ha complicado la evaluación de daños. 

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión