Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

movilidad

Se vende taxi en Zaragoza: hay 135 licencias disponibles un 75% más baratas que en 2007

El precio de las cartillas se ha desplomado en los últimos años por la crisis y ahora se pueden comprar a partir de 60.000 euros con el vehículo incluido.

Taxis esperando en la parada de César Augusto de Zaragoza.
Taxis esperando en la parada de César Augusto de Zaragoza.
Francisco Jiménez

Si alguien se quiere hacer taxista en Zaragoza, pocas veces ha resultado tan sencillo. Actualmente hay 135 licencias a la venta en la capital aragonesa a unos precios casi inauditos. La crisis del sector, agravada con la pandemia, ha desplomado los traspasos hasta los 60.000 o 70.000 euros, dependiendo del modelo del vehículo. Es aproximadamente el 25% menos que antes de la irrupción del coronavirus, la mitad de lo que valían hace una década y un 75% menos de lo que costaban hace 15 años.

La Cooperativa de Taxis es la encargada de recopilar las licencias a la venta. Generalmente provienen de “compañeros que se quieren jubilar”, según señala Sergio Artal, presidente de la entidad. Estos taxistas no han encontrado un relevo generacional en casa, por lo que ponen su licencia a la venta con o sin vehículo. En ocasiones, algunos de ellos -con prisa para vender y sin ofertas a la vista- “se han desesperado un poco y han vendido más barato de lo que deberían”, señala Artal. Ahora hay 135 a la venta, es decir, casi el 8% de todos los taxis que hay en la ciudad. Son el doble que antes de la pandemia.

“Desde después de la Expo, el precio de las ventas ha ido cayendo conforme han ido pasando los años, con la crisis de la construcción, los años posteriores, la pandemia… Hay que pensar que, además, ahora no somos tan ágiles como antes por los giros prohibidos con el tranvía y por las calles a las que no podemos entrar. Todo eso influye”, reflexiona el presidente de la cooperativa. El caso es que, por uno u otro motivo, se puede conseguir una licencia por unos 60.000 euros -o incluso por menos si no se incluye el vehículo en la operación-, cuando en diciembre de 2007 se alcanzó el precio de récord de 232.000 euros.

Artal cree que es “un buen momento” para hacerse con un taxi, ya que la inversión “puede salir rentable si se trabajan unas 8 o 10 horas al día”. Aunque la pandemia ha sido todo un mazazo para el sector, con meses en los que los ingresos fueron mínimos, la situación parece que empieza a remontar. “Desde que se relajaron las restricciones para el ocio nocturno, los fines de semana han sido muchísimo mejores”, señala.

Lo confirma el presidente de la Asociación Provincial de Autotaxi Zaragoza, Mariano Morón: “La cosa ha ido mejorando poco a poco, y la apertura de los bares hasta las 4.00 ha sido un revulsivo durante las dos últimas semanas”. La noche aún no es lo que era, porque “a las 5.00 la gente ha desaparecido”, cuando antes se podían seguir cogiendo a los más ‘rezagados’ hasta primera hora de la mañana. Como a diario la situación del negocio está “totalmente normalizada”, el taxi ya ha recuperado casi todo el terreno perdido por la pandemia. De hecho, los turnos ya son los habituales desde hace tiempo.

De vuelta a las taxis a la venta, uno de los proyectos de la cooperativa era el de que fueran los propios socios quienes compraran un centenar de licencias, con el objetivo de sacar vehículos de la circulación y que los que hay puedan tener más negocio. A los vendedores se les compraría la cartilla al precio estipulado, lo que requeriría de una gran inversión. La cooperativa ha encargado varios estudios para comprobar la viabilidad económica y jurídica de la operación.

Sin embargo, Sergio Artal considera que “va a ser complicado”, ya que “cada socio tendría que hacer una aportación” para afrontar el proyecto. Según afirma, es un plan que actualmente está “parado” y que “hay que estudiar en profundidad” para ver si finalmente se acomete.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión