Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

Medio Ambiente

Ayuntamientos, comarcas y sindicatos, contra la reubicación de los retenes antiincendios

Los alcaldes denuncian que los planes de fusión de cuadrillas restarán eficacia a la lucha contra el fuego.

Integrantes del retén de Camarena de la Sierra, en su base de operaciones
Integrantes del retén de Camarena de la Sierra, en su base de operaciones
Javier Escriche

Los planes de reordenación del despliegue de cuadrillas contra incendios en los que trabaja la Consejería de Medio Ambiente han desatado las protestas de ayuntamientos y comarcas de las tres provincias aragonesas que se oponen a la previsión de fusionar retenes y, en algunos casos, trasladar los equipos resultantes.

Los presidentes de las comarcas turolenses de Gúdar-Javalambre –Ángel Gracia (PSOE)–, Maestrazgo –Roberto Rabaza (PAR)–, Bajo Aragón –Luis Peralta (PSOE)– y Sierra de Albarracín –Inocencio Martínez (PAR)– remitieron una carta conjunta al consejero Joaquín Olona para manifestarle su rechazo a la agrupación y traslado de cuadrillas. Además, decenas de ayuntamientos de las cuatro demarcaciones se han sumado a la queja.

También la comarca zaragozana de Calatayud recela del proyecto de reubicación y la agrupación de CHA en Broto (Huesca) se ha posicionado en contra. Finalmente, un comunicado conjunto de los sindicatos CC. OO., UGT y CSIF cuestiona el proceso, desarrollado "sin el respaldo técnico necesario", y critica al director general de Medio Natural, Diego Bayona, por su actuación "unilateral".

La última institución en pronunciarse contra la fusión de retenes es la Comunidad Histórica de Albarracín, que aglutina a 23 ayuntamientos. Su presidente, el socialista Benito Lacasa, recordó que "el principal patrimonio" de la Comunidad son sus cerca de 80.000 hectáreas de bosque. En su caso, está prevista la integración de la cuadrilla de Frías en la de Tramacastilla, una medida a la que el pleno de la Comunidad acordó oponerse por unanimidad el pasado miércoles.

Lacasa reclamó que el despliegue "se mantenga tal como está, porque ha sido eficaz en la lucha contra el fuego". Además, pidió información "oficial" a la Consejería sobre sus planes de reorganización para no tener que depender de "filtraciones". También se mostró dispuesto a colaborar en la mejora de las condiciones de trabajo de los operarios de los retenes, pero no a costa de su traslado.

Inocencio Martínez tachó los planes de aglutinar retenes de "error", porque los alejarán de los montes que tienen que proteger. Recordó que un alto porcentaje de los fuegos se quedan en conatos porque la clave es "llegar cuanto antes" al foco de las llamas.

El alcalde de Camarena de la Sierra, Francisco Narro, se opone a la integración de la cuadrilla local con la de Manzanera para trasladar el equipo resultante a Sarrión. Considera que la medida alargará el tiempo de respuesta en caso de siniestro.

Teruel es la provincia donde los planes de redistribución de retenes levantan más ampollas. Cuenta con 21 cuadrillas terrestres y tres helitransportadas. Según denuncian los alcaldes críticos, 16 equipos se convertirán en 8 y los resultantes quedarán en una de las dos bases aglutinadas. Los ayuntamientos perjudicados señalan que el traslado eliminará un puñado de empleos en sus pueblos, lo que contribuirá a la despoblación.

En el caso de la Comarca Comunidad de Calatayud, su presidente, Ramón Duce (PSOE), expresaba su "preocupación" porque los planes de la DGA pasan por fusionar los cinco retenes actuales en tres: Paracuellos de Jiloca acogería las bases que actualmente hay en Munébrega y El Frasno; en Torrijo de la Cañada se centralizaría tanto la actual como la que hay en Villarroya de la Sierra y Ariza sería la única que permanecería invariable. "Creemos que así se pierde efectividad, tiempo de respuesta y jornada efectiva de los trabajadores", criticaba Duce, que cuenta con un pacto de gobierno con el PAR.

Desde el Gobierno de Aragón señalaron que la reordenación del dispositivo de lucha contra el fuego pretende mejorar las condiciones de trabajo de los operarios y sus bases, además de reforzar su profesionalización y ajustar el operativo al plan de emergencias por incendios forestales (Procinfo).

El proceso culminará, según fuentes del Departamento de Medio Ambiente, con la distribución por todo Aragón de entre 35 y 40 bases terrestres que se unirán a las 8 helitransportadas. Las mismas fuentes aclararon que la ubicación de las cuadrillas está por concretar, aunque los opositores al plan señalan que ya ha arrancado el proceso de información a los municipios elegidos.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión