Aragón
Suscríbete

artesanía

El artesano zaragozano que encontró la inspiración en Ansó para reinventarse

Antonio Navarro es la tercera generación de artesanos vidrieros de Vidrieras de Arte Cristacolor, en Zaragoza, y fue gracias a la pandemia cuando se le ocurrió la idea de diversificar su negocio creando más piezas de decoración.

Muchos aprovecharon el confinamiento de 2020 para reinventarse. Es el caso de Antonio Navarro, de Vidrieras de Arte Cristacolor. Y es que este artesano vidriero de Zaragoza, que no dejó de “darle vueltas a la cabeza durante el tiempo que duró el confinamiento”, apostó por crear piezas de decoración. “La mariposa se me ocurrió estando en el río. Nosotros tenemos una casa en el municipio oscense de Ansó. Se me posó una mariposa y vi que podía recrearla con los excedentes que sobran cuando hacemos vidrieras”.

Ese fue el principio, pero gracias al confinamiento y a su gusto por las plantas, Navarro aprovechó para crear más piezas, como orquídeas y cactus, y así ha logrado empezar a diversificar su negocio. Un negocio que, “aunque la mayoría de las personas relacionan con trabajos religiosos”, como recuerda este zaragozano, “la realidad es que hacemos de todo”.

Artesanía de Vidrieras de Arte Cristacolor.
Artesanía de Vidrieras de Arte Cristacolor.
Vidrieras de Arte Cristacolor.

Y, ahora, a los múltiples encargos, le han añadido mariposas, cactus y orquídeas, que sirven de decoración. “La verdad es que muchos clientes ya nos pedían si contábamos con pequeños detalles para regalar”, anota Navarro. “Y estas piezas están funcionando genial. Además, gracias a las redes sociales nos está conociendo cada vez más gente. Gustan y hemos ganado visibilidad. E incluso muchos se acercan hasta nuestro establecimiento, algo a lo que no estamos acostumbrados, ya que antes prácticamente todo se hacía por encargo. Estamos encantados de que hayan tenido esta aceptación”.

De las mariposas nacieron los cactus y las orquídeas. “A mí siempre me han gustado mucho las plantas y los cactus en particular. Y estos son fáciles de cuidar”, bromea Navarro, que es la tercera generación de artesanos vidrieros, pues su abuelo comenzó en 1939.

Gracias a estas piezas, además, se logra “aprovechar al máximo los retales de cristal y de plomo”. Y el uso de este excedente es también lo que hace particulares y únicos estas piezas. “Cada uno sale de una forma”, reconoce Navarro. “También queremos que sea así. Además, al hacerlos siempre intentamos que sean lo más atractivos posible, jugando con las texturas y los colores del vidrio”.

Artesanía de Vidrieras de Arte Cristacolor.
Artesanía de Vidrieras de Arte Cristacolor.
Vidrieras de Arte Cristacolor.

Son las orquídeas, que tienen un tamaño de unos 50 centímetros, las que llevan más trabajo y cuestan alrededor de unos 95 euros. El precio de los cactus depende de las medidas, pero se venden por sobre unos 40 euros. Y las mariposas se pueden encontrar a partir de 25 euros. “La realidad es que cuando un cliente coge una mariposa, siempre suele volver a por más”, asegura este artesano zaragozano, que en el Día de la Madre sobre todo vio como su idea gustó mucho como regalo.

Es entre encargo y encargo cuando Navarro busca tiempo para dedicarse a diseñar estas piezas. “Disfruto muchísimo haciéndolas, aunque es cierto que me falta tiempo, las hago entre una obra y otra”, reconoce el mismo. "Saco tiempo para las personas que las han pedido y también para tener”.

Artesanía de Vidrieras de Arte Cristacolor.
Artesanía de Vidrieras de Arte Cristacolor.
Vidrieras de Arte Cristacolor.
Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión