Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

Una larga y amarga espera de tres horas frente al consultorio de Luna tras el accidente mortal con cloro en la piscina

Decenas de vecinos se congregaron este miércoles frente al centro de salud para arropar a la familia del operario fallecido, que murió a las puertas de urgencias.

El operario murió a las puertas del centro de salud de Luna
El operario murió a las puertas del centro de salud de Luna
Francisco Jiménez

El municipio cincovillés de Luna trata de reponerse del duro golpe encajado este miércoles, cuando un operario municipal falleció intoxicado por cloro en la piscina del pueblo. Un suceso de estas características provoca siempre un enorme dolor, pero este se multiplica cuando las víctimas pertenecen a una comunidad pequeña. De ahí que decenas de vecinos se congregaran este miércoles frente al centro de salud para arropar a la familia del operario fallecido.

A la víctima no le alcanzaron las fuerzas para llegar a urgencias y cayó desplomado a unos metros, sobre el asfalto abrasador de la carretera. Y allí permaneció tres horas, hasta que la comisión judicial autorizó el levantamiento del cadáver. Caía un sol de justicia, por lo que se decidió colocar un par de sombrillas. La espera se hizo eterna, sobre todo para los allegados, a los que tuvieron que sacar varias banquetas para ayudarles a pasar el duro trance.

Finalmente, sobre las 17.30, el coche de la funeraria se llevaba al fallecido al Instituto de Medicina Legal de Aragón (IMLA), donde este jueves está previsto que se le practique la autopsia.

El Ayuntamiento de Luna quiso mostrar su "absoluta consternación" por el trágico suceso en el que perdió la vida un vecino del pueblo, un trabajador municipal con más de 20 años de "servicio ejemplar". El Consistorio también trasladó su apoyo a los heridos en el accidente y les deseó una pronta recuperación.

"Nos hubiera gustado no enviar nunca estas líneas, por la pena que siente ahora mismo un municipio pequeño como es el nuestro ante esta pérdida", señaló el Ayuntamiento en una nota de prensa. El pueblo ronda los 750 habitantes pero en estos meses estivales aumenta su población con las familias que vuelven por vacaciones. Y entre todos ellos el fallecido era una persona muy conocida y apreciada.

Desde el Consistorio precisaron que no se van a hacer más declaraciones sobre las circunstancias en las que se produjo el accidente, "dado que se está llevando a cabo la correspondiente investigación y no hay datos precisos".

Además, por deseo expreso de la familia del operario y ante su dolor, el Ayuntamiento pidió "respeto". Sobre el percance, el alcalde, Luis Miguel Casajús, explicó en los primeros momentos que cuando le avisaron desde el 112 se decidió desalojar la piscina municipal en la que "no había mucha gente a esa hora" hasta que pudiera aclararse lo ocurrido. Acerca del conductor del camión que suministraba el cloro a la piscina y resultó herido, Casajús señaló que no habían podido hablar con él porque le estaban facilitando oxígeno.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión