Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

Covid-19

La sexta ola provoca un pico de llamadas al 061 y amenaza las urgencias

Los sindicatos alertan de que los hospitales empiezan a estar ya "saturados" y temen semanas complicadas.

Exterior de las urgencias del Clínico de Zaragoza
Exterior de las urgencias del Clínico de Zaragoza
Francisco Jiménez

La sexta ola ha provocado un nuevo pico de llamadas al 061 y amenaza con desbordar las urgencias de los principales hospitales de la Comunidad. El responsable de Acción Sindical de CESM-Aragón, Lorenzo Arracó, confirmó ayer que la escalada de contagios está teniendo una "gran repercusión" en el centro coordinador del 061, donde "ha aumentado tremendamente" el número de avisos. También se han incrementado los servicios a domicilio, circunstancia que recuerda a las peores semanas de otras oleadas.

"Estamos teniendo una enorme crisis de casos, pero, por suerte, no están comprometiendo gravemente las ucis y las cifras de fallecidos están en mínimos", resumió. En los hospitales, los sanitarios, lastrados por las vacaciones del personal, hacen todo lo posible por atender el creciente número de urgencias y hablan ya de "saturación". Solo en el Royo Villanova hubo 192 el pasado lunes, ya fuesen por covid-19 o por otras patologías, según informaron desde CSIF.

Fuentes del hospital confirmaron que "cada vez hay más ingresos". "La planta de neumología está llena y hay pacientes esperando en urgencias, al igual que está sucediendo en otros centros de la capital", señalaron. Tanto es así que ya se piensa en posibles refuerzos. "Con las altas que se están dando no tenemos claro que seamos capaces de asumir todo en la planta de neumología. Probablemente se tenga que habilitar alguna otra más de medicina interna", agregaron las mismas fuentes.

Entre los ingresados hay tanto jóvenes como personas de mediana edad. De estos últimos, la mayoría o no están vacunados o no tienen la pauta completa, aunque también hay pacientes con dos dosis e incluso algún veinteañero que no tenía patologías previas.

Combatir la sexta ola con la plantilla bajo mínimos no está siendo fácil. "Pero desgraciadamente estamos acostumbrados al esfuerzo. Vamos ya con el agua al cuello, aunque a los pacientes que ingresen no les faltará atención. Estaremos las horas que sean necesarias", apuntaron los trabajadores consultados.

La creciente afluencia a Urgencias no invita al optimismo. "Esto empezó con contagios entre los jóvenes, pero ahora, esos jóvenes han contactado con personas de su entorno familiar, laboral y social de más edad y la mayoría no están vacunados. Son estos últimos los que están incrementando los ingresos y donde reside la mayor gravedad", comentaron.

En el Servet y el Clínico, la situación no es mucho mejor. En el primero –que ya ha tenido que habilitar espacios destinados a pacientes de covid– se han incrementado considerablemente las atenciones de urgencia por problemas respiratorios, y el segundo está a un paso de volver a rebasar el medio centenar de ingresos.

18 nuevos ingresos

Solo en las últimas horas, otras 18 personas han tenido que ser hospitalizadas en la Comunidad, haciendo un total de 228, hasta 134 que hace solo una semana. Los últimos datos del Gobierno de Aragón confirman un nuevo ingreso en cuidados intensivos, donde se recuperan un total de 24 pacientes. El mayor incremento se produce en planta, donde se pasa de los 187 casos a los 204.

La mayor presión sigue estando en el Miguel Servet, con cuatro aragoneses en uci y 57 en camas de hospitalización convencional. En el Clínico son seis y 42, respectivamente y en el Royo Villanova, el tercero con peores datos, 24: uno en intensivos y 23 en planta.

De acuerdo con las estadísticas del Ministerio de Sanidad, la Comunidad tiene ocupadas por pacientes de coronavirus un 11% de sus camas de uci y un 5,7% de las convencionales, unos porcentajes alejados de los peores registros de la pandemia, pero que se analizan con detenimiento y podrían ser claves de cara a plantear o no nuevas restricciones.

El temor ahora es que parte de estos pacientes empeoren en los próximos días o semanas y terminen precisando cuidados intensivos. Aunque las cifras "serían otras" sin la vacunación, los trabajadores consultados auguran una recta final de julio y un principio de agosto "complicados", ya que la carencia de efectivos seguirá afectando a los hospitales al menos hasta bien entrado el mes de septiembre.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión