Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

estudio de csif

Más del 40% de los profesores dice que ha aumentado el desinterés de los alumnos y el mal comportamiento en el aula

El 96% de los docentes sienten una carga emocional extra este curso y 14% han sido presionados por las calificaciones. El sindicato CSIF ha elaborado un estudio a partir de las respuestas de casi 500 profesionales. 

Un aula vacía de un colegio público de Palas de Rei, este martes en Lugo.
Foto de archivo de un aula vacía
E. Trigo/Efe

El trabajo diario de los docentes se ve fuertemente afectado por la pandemia y hasta el 96% de los docentes que han participado en una encuesta del sindicato CSIF han manifestado que este curso están teniendo un estrés superior al de años anteriores. "Hemos sido capaces de estar pendientes del alumnado, pero se nos ha olvidado el estrés por el aumento del trabajo durante la pandemia", ha detallado Mónica de Cristóbal, representante de Educación de esta sección sindical. Ha señalado el resultado de "aterrador", al tiempo que ha confirmado que el mayor contacto entre docentes y familias también ha disparado hasta el 13,8% el volumen de profesores que se han sentido presionados por la calificación del menor. 

En estos casos, el 33,7% aseguran que las presión o insulto ha venido por parte de las familias, especialmente común en las etapas de infantil y primaria; y en el 34,9% de las situaciones fueron los propios alumnos (todos ellos en enseñanzas secundarias). De Cristóbal ha recordado que ahora todas las familias tienen el correo del profesor, lo que es positivo pero también está conllevando conductas que no son correctas, como por ejemplo, escribir de malas maneras un correo criticando la calificación que se le ha puesto al menor. "Anteriormente, pedían una tutoría y hasta que acudían con el docente, ese enfado inicial se les había pasado", ha afirmado. 

De hecho el 51,3% considera que los medios telemáticos están favoreciendo un mayor contacto entre las familias y los docentes. Respecto a la situación académica del alumnado, el 43,6% de los docentes aseguran que sus estudiantes muestran más desinterés con el resultado de sus evaluaciones, producto, según ha señalado de Cristóbal, por el hecho de que el año pasado se instauró la promoción casi directa, independientemente del esfuerzo del alumnado: "Los alumnos tiene expectativas de notas más altas sin que sus conocimientos sean mayores".

Sandra Lipe, Mónica de Cristóbal y Gema Tomás durante la rueda de prensa.
Sandra Lipe, Mónica de Cristóbal y Gema Tomás durante la rueda de prensa.
HA

Asimismo, un 41,2% de los docentes afirman que ha aumentado los comportamientos disruptivos en el aula, como es "interrumpir la explicación, no participar en los debates o estar continuamente bostezando y sin prestar atención a lo que se habla en el aula". "Entendemos que el alumnado está saturado, pero tenemos que promocionar la cultura de esfuerzo y las normas nacionales no favorecen", ha lamentado, al tiempo que ha criticado que la nueva legislación educativa se ha hecho con el consenso de muchos partidos políticos, pero no con el del profesorado, que son los que están diariamente en el aula. 

El estudio, en el que han participado casi 500 profesionales, también evidencia que el 69,1% del profesorado no se siente arropado por el Departamento de Educación frente a las situaciones de estrés emocional, mientras que un 24,1% aseguran que lo están igual que otros años, es decir, sin una mayor implicación. "Se han dado palmaditas en la espalda de nuestros compañeros, pero no han tenido el valor de reconocer su esfuerzo con mejoras ni con facilidades", ha apuntado.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión