Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

Los afectados por las riadas del Ebro, "cansados de entretenimientos poco útiles", piden actuaciones urgentes en el río

La estrategia Ebro Resilience organizó la pasada semana un taller deliberativo sobre las propuestas de actuación para minimizar el riesgo de inundación en el tramo ubicado en la zona de la localidad de El Burgo de Ebro, en él Asafe pidió actuaciones urgentes en el río para evitar que los pueblos ribereños desaparezcan.

Vegetación e islas de grava en el cauce del río Ebro en Villafranca y El Burgo.
Vegetación e islas de grava en el cauce del río Ebro en Villafranca y El Burgo.
Toni Galán

El Presidente de la Asociación de Afectados por las Riadas del Ebro (Asafre), Alfonso Barreras, participó la pasada semana en taller organizado por Ebro Resilience, en el que se trataron propuestas para minimizar el riesgo de inundación en el tramo del río junto a la localidad de El Burgo de Ebro

Esta asociación, que integra la plataforma de afectados por las riadas e inundaciones del Ebro así como a las organizaciones profesionales agrarias, se ha mostrado contraria al planteamiento de la estrategia Ebro Resilience  porque "se basa en planes para un futuro nada cercano, algo que perjudica a los ribereños", aseguran desde Asafre.

La asociación considera  que mientras se organizan este tipo de charlas, conferencias o talleres se pierde tiempo que podría estar invirtiéndose en trabajar en las necesidades verdaderas del río Ebro y sus vecinos y "así lo exigen las sentencias condenatorias a la CHE (Confederación Hidrográfica del Ebro)".  Según Asafre, en estas sentencias se señala la falta de mantenimiento adecuado de los terrenos y de las actividades necesarias para evitar los daños causados, "que seguirán produciéndose si nadie hace nada".

Piden planes inmediatos y urgentes

Desde Asafre reivindican desde hace años actuaciones en el río de carácter inmediato y urgente "porque no se sabe a ciencia cierta cuándo volverá a tener lugar una nueva crecida". Por eso piden que se llevan a cabo las obras de reparación y mantenimiento

necesarias a tiempo para que así "las pérdidas sean mucho menores que hasta ahora", explican desde la asociación en una nota de prensa.

Insisten, en que no hay que olvidar que "cada vez con menos caudal, el río Ebro hace más daño a su ribera", por lo que instan a a las autoridades a ponerse manos a la obra para limpiar el río y adecuar sus inmediaciones. "Todo lo que no sea eso será una pérdida de tiempo y de dinero", aseguran.

"Si el poco capital que se destina a estas labores en los presupuestos se utiliza para realizar planes por escrito y no llevarlos luego a cabo no sirve de nada", añaden. Por eso plantean una necesaria intervención urgente en el río que garantice que los ribereños puedan quedarse en sus pueblos, sin temer las pérdidas que sufrirán con la próxima crecida ya sea ordinaria o extraordinaria.

Destinados a perder población

Para Asafre los trabajos oportunos evitarían que los municipios próximos al cauce del río están pierdan población y desaparezcan porque "¿Quién va a querer quedarse con unas tierras que suponen más pérdidas que ganancias o con una casa que hay que reformar cada vez que se acerca una avenida?", se preguntan.

Asafre inciden en que son los ayuntamientos de los municipios ribereños quienes conocen sus tierras mejor que las administraciones competentes y se unan más que nunca para mantener sus pueblos vivos y libres de inundaciones. Es necesario hacerse oír y pedir de una vez por todas que se dejen de estrategias y se actúe directamente en el río.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión